Coronabicho: “Subidón” en el hospital al empezar la vacunación de los profesionales

The Replicant

nexus 6
Registrado
28 Mar 2009
Mensajes
4.202
Puntuación de reacción
8.418
“A la gente se le saltan las lágrimas. He visto mucha alegría, hasta euforia, entre todos los que vienen a vacunarse. Son un montón de emociones. Esperanza, alegría. Un por fin. No lo había visto nunca”, resume Pilar Díaz, enfermera de salud laboral en el hospital del Mar y coordinadora de vacunaciones en su centro.

En cuanto abren la puerta del chiringuito de vacunas se forman colas de hasta 25 personas. “Hay un auténtico subidón”, interpreta Jordi Alonso, epidemiólogo e investigador del IMIM en el hospital que acaba de publicar un estudio multicéntrico sobre el impacto de la pandemia en la salud mental de los profesionales.


La vacuna es la primera buena noticia en casi un año de dolor,


enfermedad sin tratamiento, muertes en soledad, incertidumbre permanente y nuevas oleadas de infección por relajación. Una situación que se repite y que les mantiene en un clima de irritabilidad constante.

A la gente se le saltan las lágrimas, hay euforia. No lo había visto nunca”
Pilar Díaz, salud laboral
“Queremos las vacunas”, fue la respuesta rotunda de la jefa de Salud Laboral del hospital, Consol Serra, a la pregunta de su gerente hace semana y media. Salut les ofrecía algunas cajas que no podrían ponerse a las residencias esos días, como estaba


previsto.

La estrategia interna se dibujó en pocas horas y empezaron a vacunar la semana pasada con todas las dosis de que pudieron disponer. En tres días se inmunizaron mil trabajadores del hospital. Esta semana tienen que compartir el material con los centros que estén previstos por el plan de Salut, pero los dos equipos de vacunación extienden sus horarios por la mañana y por la noche para que los del turno nocturno no se la pierdan.


“¿Reticencias?, siempre hay alguna persona que quiere leer más sobre el asunto, pero el conjunto del hospital lo tiene muy claro. Es el principio del fin, es la posibilidad real de frenar esto, terminar con el miedo a infectar a tus enfermos, a pasarte el día protegiéndote, el comienzo de una próxima normalidad en la que podremos salir a cenar”, explica la responsable de Salud Laboral del Mar.


“Aquí no hay dudas, choca oírlas fuera”, reconoce Angela Guerrero, que se vacunó ayer y empezaba así a cerrar un poco los diez meses que lleva en la unidad covid del hospital del Mar. “Será un descanso físico y mental, estamos agotados. Nuestros pacientes parecen estar bien y en un segundo se complican y .... Tardaremos en estar como antes, claro. Pero si conseguimos la inmunidad esto se acabará. Sueño con el día que al salir del trabajo no todo lo que me rodea sea covid. ¡Quiero abrazar a mi padre!”.


La vacunación entre profesionales sanitarios ha empezado en varios hospitales y centros de primaria un poco a salto de mata. Estaba previsto atenderles en febrero, cuando terminara la primera ronda de las residencias. Pero, ante la ocasión que se presentó la semana pasada, varios centros se sumaron a ponerla en marcha con las dosis que hubiera. El propio presidente del Col·legi de Metges de Barcelona, Jaume Padrós, lo hizo ayer.


“Subidón” en el hospital al empezar la vacunación de los profesionales


correr a vacunaros hombre de poca fe covidiana meparto:
 

Jeenyus

Madmaxista
Registrado
24 Abr 2013
Mensajes
9.445
Puntuación de reacción
26.840
Que hijos de PUTA son. Mientras en Alemania, por ejemplo, los sanitarios muestran su total recelo hacia una vacuna no probada, y de hecho se están vacunado sobre un 25% únicamente, aquí los medios y el aparato se dedican a crear esta falsa convicción sobre la gente. Que no es una coña, señores, que se trata de obligar moralmente (de momento) a pincharte algo que no ha sido probado con tiempo ni en ratones.
Vaya régimen tenemos montado, es aterrador.
 

estiercol inmobiliario

Será en Octubre
Registrado
22 Ene 2009
Mensajes
15.800
Puntuación de reacción
72.380
Ubicación
Aqui
“A la gente se le saltan las lágrimas. He visto mucha alegría, hasta euforia, entre todos los que vienen a vacunarse. Son un montón de emociones. Esperanza, alegría. Un por fin. No lo había visto nunca”, resume Pilar Díaz, enfermera de salud laboral en el hospital del Mar y coordinadora de vacunaciones en su centro.

En cuanto abren la puerta del chiringuito de vacunas se forman colas de hasta 25 personas. “Hay un auténtico subidón”, interpreta Jordi Alonso, epidemiólogo e investigador del IMIM en el hospital que acaba de publicar un estudio multicéntrico sobre el impacto de la pandemia en la salud mental de los profesionales.


La vacuna es la primera buena noticia en casi un año de dolor,


enfermedad sin tratamiento, muertes en soledad, incertidumbre permanente y nuevas oleadas de infección por relajación. Una situación que se repite y que les mantiene en un clima de irritabilidad constante.

A la gente se le saltan las lágrimas, hay euforia. No lo había visto nunca”
Pilar Díaz, salud laboral
“Queremos las vacunas”, fue la respuesta rotunda de la jefa de Salud Laboral del hospital, Consol Serra, a la pregunta de su gerente hace semana y media. Salut les ofrecía algunas cajas que no podrían ponerse a las residencias esos días, como estaba


previsto.

La estrategia interna se dibujó en pocas horas y empezaron a vacunar la semana pasada con todas las dosis de que pudieron disponer. En tres días se inmunizaron mil trabajadores del hospital. Esta semana tienen que compartir el material con los centros que estén previstos por el plan de Salut, pero los dos equipos de vacunación extienden sus horarios por la mañana y por la noche para que los del turno nocturno no se la pierdan.


“¿Reticencias?, siempre hay alguna persona que quiere leer más sobre el asunto, pero el conjunto del hospital lo tiene muy claro. Es el principio del fin, es la posibilidad real de frenar esto, terminar con el miedo a infectar a tus enfermos, a pasarte el día protegiéndote, el comienzo de una próxima normalidad en la que podremos salir a cenar”, explica la responsable de Salud Laboral del Mar.


“Aquí no hay dudas, choca oírlas fuera”, reconoce Angela Guerrero, que se vacunó ayer y empezaba así a cerrar un poco los diez meses que lleva en la unidad covid del hospital del Mar. “Será un descanso físico y mental, estamos agotados. Nuestros pacientes parecen estar bien y en un segundo se complican y .... Tardaremos en estar como antes, claro. Pero si conseguimos la inmunidad esto se acabará. Sueño con el día que al salir del trabajo no todo lo que me rodea sea covid. ¡Quiero abrazar a mi padre!”.


La vacunación entre profesionales sanitarios ha empezado en varios hospitales y centros de primaria un poco a salto de mata. Estaba previsto atenderles en febrero, cuando terminara la primera ronda de las residencias. Pero, ante la ocasión que se presentó la semana pasada, varios centros se sumaron a ponerla en marcha con las dosis que hubiera. El propio presidente del Col·legi de Metges de Barcelona, Jaume Padrós, lo hizo ayer.


“Subidón” en el hospital al empezar la vacunación de los profesionales


correr a vacunaros hombre de poca fe covidiana meparto:
Haces honor a tu nick...sigue así y pronto no sufrirás ni dolor.
 
  Es duro pedir pero más duro es robar
Por favor, permite que se muestren anuncios en burbuja.info y contribuirás a su supervivencia.