La PROTEINA S del virus es una TOXINA, una BIOARMA con EFECTOS CARDIOVASCULARES (entre otros) A LARGO PLAZO.

Desde
13 Jun 2021
Mensajes
23.353
Reputación
17.814


Eva Maria Holzleitner
austria
PONE EN EL INSTRAGRAMA LA CRITURICA
DE SER CIERTA LA TRADUCION PONE

<< Como jovenes politicas , yo pepita y fulanita ( cita 3 ) tenemos confianza en los resultados y ciencia probada. Los escepticos con las vacunas no tienen fundamento. Nosotras si nos hemos vacunado.
La vacunacion es esencial para tener la pandemia bajo control >>



https://files.catbox.moe/8o8vkh.png
Meme Reaction GIF by Hyper RPG




Twitch Streamer Smiling GIF by CA in LA


 

Billy Fockabocas

AVRIIIC AVRIIIC
Desde
7 May 2021
Mensajes
5.950
Reputación
22.740
A modo de breve resumen y tras todo lo expuesto:

a) La proteína S vírica (spike) es una proteína vírica presente en la membrana del COVID-19 cuyos efectos tóxicos dependen de tres factores fundamentales : su interacción con la enzima ACE2 humana, la genética del individuo afectado y la cantidad del inoculo.​
b) La interacción (destrucción) de la proteína de espiga vírica con la ACE2 es la que explica la fisiopatología de la enfermedad por el virus, es lo que produce desde SARS, a vasculitis, infartos, trombos venosos/arteriales, miocarditis entre otros. Esto se observa especialmente en ancianos e hipertensos severos, donde la mayor expresión tisular de ACE2 en estos sujetos da lugar a mayor gravedad y mortalidad.​
c) Hay una predisposición genética a enfermar gravemente tras la infección/inoculo de la proteína S, independiente de la edad, y esta variación genética y relacionada con la respuesta inmune pudiera hallarse latente aproximadamente en un 10% de la población, porcentaje que coincide con los enfermos graves-fallecidos tras la infección por COVID y que se repite prácticamente como una constante en casi todos lo países del mundo entre los individuos infectados.​
d) La enfermedad grave observada en COVID coincide, con muchos efectos adversos observados con las vacunas actuales basadas en proteína S, si bien la frecuencia de dichos efectos es notablemente menor con estas últimas dado que la cantidad de proteína S inoculada sería menor que una infección vírica natural, que son mucho mas autorreplicantes que el ARNm. Aquellos fallecidos enfermos graves por la vacuna hubieran corrido la misma suerte si se hubieran infectado por covid.​
e) Es evidente que existe un nexo común entre enfermedad grave por covid-infección vírica-vacunas, tanto por lo observado durante la pandemia como por los no tan infrecuentes efectos adversos presentado por vacunados, y ese nexo pieza clave de la etiopatogenia y fisiopatología es la proteína S. La proteína S sintetizada por las vacunas ARNm es una proteína S en forma de "toxina activada" es decir aparece con sus subunidades S1 y S2 abiertas y listas para interactuar con la ACE2 y mediar los tan temidos efectos tóxicos, si bien estos aparecen en menor proporción que en la infección natural debido a la mucha menor cantidad de proteína S sintetizada por la inyección ARNm respecto a la infección por el virus original. La reciente retirada de moderna en el norte de Europa (que lleva mayor cantidad de ARNm que Pfizer) reforzaría esta última afirmación.​
f) Es por tanto un "error de base" basar la vacunación contra el COVID-19 tomando como antígeno la proteína S entera, dado que esta siempre e indefectiblemente interaccionará con la ACE2 e inducirá autoinmunidad y enfermedad vascular en determinados individuos genéticamente predispuestos, los mismos que también enfermarían de forma grave si se infectaran por el Covid-19 y pudiendo estos representar hasta un 10% de toda la población. En estos individuos la exposición repetida a la proteína S puede tener un efecto tóxico acumulativo y presentarse al cabo de los meses o tras dosis de refuerzo como la "tercera".​
g) Vacunas clásicas como el tétanos, la hepatitis B o la polio han demostrado sobradamente su utilidad. También parece haberse observado una disminución de las muertes por Covid-19 tras la vacunas ARNm pero no sin presentar un numero de efectos adversos y fallecidos por la vacuna que parece no quererse investigar mediante autopsias auditadas, y desoyendo el primum non nocere en pos de intereses económicos. Nótese que el ARNm no ha sido tampoco usado previamente en humanos desconociéndose sus efectos adversos especialmente a medio y largo plazo.​
h) Las vacunas contra el COVID-19 actualmente disponibles basadas en ARNm y víricas conocidas tienen severas limitaciones : a) no son esterilizantes b) no impiden la interacción de la proteína S con la ACE2 y pueden resultar muy tóxicas en determinados sujetos.​
Para minimizar estos efectos lo ideal sería crear anticuerpos que ataquen a la proteína S vírica en su conformación original (cerrada y no abierta y activada como cuando es sintetizada por el ARNm), evitando así que esta proteína S vírica interaccione con la ACE2 e inicie la replicación del virus (estado prefusión, al contrario que ocurre con la sintetizada por ARNm que aparece en estado de postfusión o abierta). Esta limitación respecto a la proteína S abierta tras ser sintetizada por ARNm ya era conocida (concretamente desde 2013) a raíz de antiguas investigaciones sobre vacunas para el SARS de 2003, siendo esta proteína S abierta determinante en lo que se conoce como vaccine antibodies enhanced disease (VAED o ADE) pero que parece haber sido "obviado" en el desarrollo de esta vacuna.​
i) La evolución de las vacunas contra el COVID actualmente disponibles es aquella que crearía anticuerpos contra el virus, sin necesidad de inocular o replicar la proteína S y evitando así su interacción con la ACE2 a la par que minimiza al máximo sus efectos adversos. Esto puede realizarse secuenciando las secuencias de "anclaje" a la ACE2 de la subunidad S1 de la proteína S vírica en su conformación original (cerrada), creando proteínas recombinantes (Hipra) basadas en ese anclaje para que estimulen anticuerpos que bloqueen la unión de la proteína S vírica a la ACE2 lo cual significaría una vacuna esterilizante y cubriría la variante delta cuya zona de anclaje además es común a la variante alfa y beta; o también podría hacerse creando una proteína S vírica inactivada (Novavax), con aminoácidos mutados artificialmente en su secuencia para que las unidades S1-S2 de la proteína S no puedan abrirse al actuar con ACE2 y no mediar efectos tóxicos. Resulta "extraño" que se esté demorando la aprobación de este tipo de vacuna, en concreto Novavax, que lleva esperando entrar en acción tras su autorización de emergencia desde hace mas de un año, y cuyo perfil de seguridad es a priori muy superior al del ARNm. Tampoco se sabe nada respecto a nuestra vacuna de Hipra cuando se supone que sobre estas fechas habría noticias.​



Como conclusión final : Evitar infectaros con el virus a toda costa especialmente si no estáis vacunados y esperad a la nueva generación de vacunas, mucho mas seguras en su planteamiento de base inicial que las actualmente disponibles basadas en ARNm-virus, y que en el caso de Hipra (española) no llevaría metales como estimulantes antigénicos, cubriría la variante delta y sería potencialmente esterilizante (impediría la transmisión), lo que viene a ser una vacuna "de toda la vida".


 
Última edición:

ray merryman

Himbersor
Desde
8 Jun 2020
Mensajes
3.310
Reputación
9.015
A modo de breve resumen y tras todo lo expuesto:

a) La proteína S vírica (spike) es una proteína vírica presente en la membrana del COVID-19 cuyos efectos tóxicos dependen de dos factores fundamentales : su interacción con la enzima ACE2 humana, la genética del individuo afectado y la cantidad del inoculo​
b) La interacción (destrucción) de la proteína de espiga vírica con la ACE2 es la que explica la fisiopatología de la enfermedad por el virus, es lo que produce desde SARS, a vasculitis, infartos, trombos venosos/arteriales, miocarditis entre otros. Esto se observa en ancianos e hipertensos severos, donde la mayor expresión tisular de ACE2 en estos sujetos da lugar a mayor gravedad y mortalidad.​
c) Hay una predisposición genética a enfermar gravemente tras la infección/inoculo de la proteína S, independiente de la edad, y esta variación genética y relacionada con la respuesta inmune pudiera hallarse latente aproximadamente en un 10% de la población, porcentaje que coincide con los enfermos graves-fallecidos tras la infección por COVID.​
d) La enfermedad grave observada en COVID coincide, con muchos efectos adversos observados con las vacunas actuales basadas en proteína S, si bien la frecuencia de dichos efectos es notablemente menor con estas últimas dado que la cantidad de proteína S inoculada sería menor que una infección vírica natural, que son mucho mas autorreplicantes que el ARNm. Aquellos fallecidos enfermos graves por la vacuna hubieran corrido la misma suerte si se hubieran infectado por covid.​
e) Es evidente que existe un nexo común entre enfermedad grave por covid-infección vírica-vacunas, tanto por lo observado durante la pandemia como por los no tan infrecuentes efectos adversos presentado por vacunados, y ese nexo pieza clave de la etiopatogenia y fisiopatología es la proteína S. La proteína S sintetizada por las vacunas ARNm es una proteína S en forma de "toxina activada" es decir aparece con sus subunidades S1 y S2 abiertas y listas para interactuar con la ACE2 y mediar los tan temidos efectos tóxicos, si bien estos aparecen en menor proporción que en la infección natural debido a la menor cantidad de proteína S sintetizada por la inyección ARNm respecto a la virus original.​
f) Es por tanto un "error de base" basar la vacunación contra el COVID-19 tomando como antígeno la proteína S entera, dado que está siempre interaccionará con la ACE2 e inducirá autoinmunidad y enfermedad vascular en determinados individuos genéticamente predispuestos, pudiendo estos representar hasta un 10% de toda la población. En estos individuos la exposición repetida a la proteína S puede tener un efecto tóxico acumulativo y presentarse al cabo de los meses o tras dosis de refuerzo como la "tercera".​
g) Vacunas clásicas como el tétanos, la hepatitis B o la polio han demostrado sobradamente su utilidad. También parece haberse observado una disminución de las muertes por covid tras la vacunas ARNm pero no sin presentar un numero de efectos adversos y fallecidos por la vacuna que parece no quererse investigar mediante autopsias auditadas, y desoyendo el primum non nocere en pos de intereses económicos. Nótese que el ARNm no ha sido tampoco usado previamente en humanos desconociéndose sus efectos adversos.​
h) Las vacunas contra el COVID-19 actualmente disponibles basadas en ARNm y víricas conocidas tienen severas limitaciones : a) no son esterilizantes b) no impiden la interacción de la proteína S con la ACE2 y pueden resultar muy tóxicas en determinados sujetos.​
Para minimizar estos efectos lo ideal sería crear anticuerpos que ataquen a la proteína S vírica en su conformación original (cerrada y no abierta y activada como cuando es sintetizada por el ARNm), evitando así que esta proteína S vírica interaccione con la ACE2 e inicie la replicación del virus (estado prefusión), al contrario que ocurre con la sintetizada por ARNm que aparece en estado de postfusión o abierta)​
i) La evolución de las vacunas contra el COVID actualmente disponible es aquella que crearía anticuerpos contra el virus, sin necesidad de inocular o replicar la proteína S y evitando así su interacción con la ACE2 a la par que minimiza al máximo sus efectos adversos. Esto puede realizarse secuenciando las secuencias de "anclaje" de la subunidad S1 de la proteína S vírica en su conformación original (cerrada) y creando proteínas recombinantes (Hipra) para que estimulen anticuerpos que bloqueen la unión de la proteína S vírica a la ACE2 lo cual significaría una vacuna esterilizante y cubriría la variante delta cuya zona de anclaje es común a la variante alfa y beta; o creando una proteína S vírica inactivada (Novavax), con aminoácidos mutados artificialmente en su secuencia para que no pueda abrirse al actuar con ACE2 y no mediar efectos tóxicos. Resulta "extraño" que se esté demorando la aprobación de este tipo de vacuna, en concreto Novavax, que lleva esperando entrar en acción tras su aprobación de emergencia desde hace mas de un año, y cuyo perfil de seguridad es a priori muy superior al del ARNm.​



Como conclusión final : Evitar infectaros con el virus a toda costa especialmente si no estáis vacunados y esperad a la nueva generación de vacunas, mucho mas seguras en su planteamiento de base inicial que las actualmente disponibles basadas en ARNm, y que en el caso de Hipra (española) no llevaría metales como estimulantes antigénicos, cubriría la variante delta y sería potencialmente esterilizante (impediría la transmisión), lo que viene a ser una vacuna "de toda la vida".


No sé si ya se ha comentado pero entonces¿los vacunados pueden contagiar la proteína S a no vacunados?.
Es decir en lugar de contagiar el virus lo que contagian es la proteína.
 

Billy Fockabocas

AVRIIIC AVRIIIC
Desde
7 May 2021
Mensajes
5.950
Reputación
22.740
No sé si ya se ha comentado pero entonces¿los vacunados pueden contagiar la proteína S a no vacunados?.
Es decir en lugar de contagiar el virus lo que contagian es la proteína.
Me sumo a la pregunta....del compañero
No lo creo. No veo una base fisiopatologica de ningun tipo para que esto pueda producirse excepto que sea mediante un virus.
 

ray merryman

Himbersor
Desde
8 Jun 2020
Mensajes
3.310
Reputación
9.015
No lo creo. No veo una base fisiopatologica de ningun tipo para que esto pueda producirse excepto que sea mediante un virus.
Gracias doc.
Del mismo modo y está pregunta es sería, hay un hilo sobre la posibilidad (puede que chorrada) de que follar a pelito con alguien vacunado puede contagiar los supuestos "parasitos" encontrados en las vacunas se que usted no es participe de este tipo de teorías pero ¿Podría haber algún riesgo de fokar a pelito?.incluyo la teoría de la proteína S.
Gracias
 

Billy Fockabocas

AVRIIIC AVRIIIC
Desde
7 May 2021
Mensajes
5.950
Reputación
22.740
Gracias doc.
Del mismo modo y está pregunta es sería, hay un hilo sobre la posibilidad (puede que chorrada) de que follar a pelito con alguien vacunado puede contagiar los supuestos "parasitos" encontrados en las vacunas se que usted no es participe de este tipo de teorías pero ¿Podría haber algún riesgo de fokar a pelito?.incluyo la teoría de la proteína S.
Gracias
Follar a pelo en todo caso contagiaría de covid-19 dado que las vesículas seminales presenta gran expresión de ACE2 y replicación vírica. Respecto a los parásitos extraños desconozco que son y no descarto que sea una posible magufada.

No hace falta inventarse "bitxos" para de forma razonada descartar las vacunas basadas en ARNm y su proteína de espiga activada como he desarrollado y demostrado en este hilo basándome en ciencia médica elemental.
 
Última edición:

Satori

Madmaxista
Desde
16 Jul 2012
Mensajes
9.901
Reputación
16.479
La reciente retirada de moderna en el norte de Europa (que lleva mayor cantidad de ARNm que Pfizer) refutaría esta última afirmación.

Doc, refutar es contradecir, impugnar, rechazar. Me da que lo que quiere decir es reforzaría en lugar de refutaría