¿Existe algo más asqueroso y amoral que traer niños al mundo en la coyuntura actual?

Pajarotto

Madmaxista
Desde
19 Feb 2019
Mensajes
13.497
Reputación
31.513
Me da miedo que me bloqueen en el grupo por decir que es una puta farsa. ¿Cómo se tantea el terreno? Aquí todo el mundo es imbécil. Mira que lo he pensado miles de veces lo de reunirme con gente normal.
 

Alex Cosma

Madmaxista
Desde
26 Dic 2013
Mensajes
8.717
Reputación
13.034
El MAMARRACHO ERES TÚ porque eso no lo ha dicho nadie.
Inventándote lo que dicen los demás es muy fácil crear una argumentación en contra; lo difícil es esforzarse (una vez más se demuestra que el SUFRIMIENTO está presente y forma parte de la vida) en comprender lo que dicen los demás y argumentar de acuerdo a ello.
 

Observer__

Madmaxista
Desde
22 Feb 2020
Mensajes
8.367
Reputación
18.637
Traer hijos al mundo para que tengan vidas de mierda, esclavizantes, tercermundistas y cuencoarrocistas no sé qué coño tiene de positivo o "ejemplarizante". Que alguien me lo explique.

Ahora bien, teniendo dinero, cultura, pensamiento crítico, buenos/decentes padres y criando a los hijos en un entorno adecuado entonces traer hijos no solo NO es amoral, sino que es positivo y hasta NECESARIO, si nadie tuviera hijos nos iríamos al carajo pero ya de ya... No quiero que España se llene de moros, gitanos y negros solo porque los blanquitos dejemos de reproducirnos en masa, lo siento tíos.
 
Última edición:

mindugi

Madmaxista
Desde
10 Ago 2015
Mensajes
11.529
Reputación
36.779
Me da miedo que me bloqueen en el grupo por decir que es una puta farsa. ¿Cómo se tantea el terreno? Aquí todo el mundo es imbécil. Mira que lo he pensado miles de veces lo de reunirme con gente normal.

Entra en los grupos grandes de Biólogos por la verdad, Scabellum, el archivo del lobo estepario, etc
Tantea un poco a los miembros escribiendo por privado hasta que te meten en grupos locales más pequeños sin stasi. Con esos ya quedas en persona
 

Hannibaal

Himbersor
Desde
7 Jun 2017
Mensajes
2.535
Reputación
6.417
Los mismos que ahora están detrás del feminismo radical anti-natalista y anti-hombre son los que antes estaban detrás de la familia tradicional católica, de mantilla, misa los domingos y 8 hijos por mujer.
Exactamente los mismos hijos de pvta.

¿Por qué? Pues no lo sé, pero está claro que ya no les hace falta engendrar a tanto remero, o han descubierto una forma de prescindir del hombre para ello, como en la novela luciferina de "A Brave New World".


Deja de decir estupideces, parece que quisieras decir que sin la Iglesia la gente no se habría reproducido o habría tenido menos hijos, menuda gilipollez. Los humanos nos reproducimos desde que el mundo es mundo porque está en nuestra naturaleza, es algo instintivo no racional, por supuesto se puede aplicar la razón y decidir que no se quiere tener mas hijos en algún momento; antes se tenían mas hijos no por la Iglesia sino porque no había tanto anticonceptivo, había mayor mortalidad infantil, los hijos ayudaban en el trabajo, etc.


Estás en un estado de desesperanza, posiblemente de depresión y por eso dices todas esas tonterias que parecen de adolescente desengañado con el mundo, la realidad es que el mundo siempre ha estado mal, de otras formas pero el mundo siempre ha sido un valle de lagrimas. Entiendo tu desesperanza con la sociedad que tenemos, con esta falsa pandemia, con los criminales que nos gobiernan, pero no digas que la gente son majaderos y amorales por tener hijos y no ataques a la Iglesia con argumentos absurdos, tienes a sacerdotes, monjes y eremitas católicos que practican la castidad, no van a traer niños a este mundo pero son coherentes sin decirle al resto de la humanidad que son basura y que el mundo no vale nada. Si tu fueras coherente además de no reproducirte optarías por el suicidio, espero que no lo hagas sino que cambies tu punto de vista o que al menos soportes el mundo con estoicismo sin decirle al resto de la humanidad soy mejor que vosotros escorias.
 

Hijomoto

Cuñado nija
Desde
4 Oct 2020
Mensajes
59
Reputación
170
Eres tú quien se autoconcede la autoridad de engendrar a alguien que no ha pedido venir al mundo.

Vamos, que los tienes por puro egoísmo: "Tengo hijos porque ME llena y ME sale de los cojones."
Y luego el narcisista prepotente soy yo... meparto: meparto: meparto: meparto: meparto:

Pues como les amuebles tú la cabeza van listos los pobres... Seguro que no sufren nada en esta distopía liberticida llena de bozales. Qué va.

Cada día eres mas subnormal, INSECTO. Patético tardo-adolescente sin oficio ni beneficio que vive con sus papás y se compra tartanas de 25 años y 500.000 km. Un ser cuyo titulo mas alto es el graduado escolar se permite el lujo de llamar ingenuos a los ingenieros y doctores en física del foro porque...la tierra es plana...meparto: qué estudios tienes tú para avalar eso magufo? Los videos de panchitos de youtube no cuentan, son necesarios papers científicos...ah no, que no tienes más que el graduado escolar y no eres capaz de entender nad a.

Si eso no era suficientea ahora vas de superior insultando y faltando al respeto a los que quieren tener hijos, amoral. Si tu vida y tu infancia ha sido un infierno, que es lo que parece por lo que escribes, por que la vida de los nacidos ahora también lo va a ser? Por tus cojones morenos? Deja a los demás que hagan con su vida lo que les vengs en gana.
 

NORDWAND

Madmaxista
Desde
18 Oct 2013
Mensajes
2.309
Reputación
4.477
Lugar
Grindelwald
Al igual que confundimos comodidad con libertad, también estamos muy errados en el asunto de los “derechos”...

Los humanos tenemos tres cerebros, el reptiliano (instinto), el sistema límbico (emociones) y el neocortex (intelecto); esto es muy resumido, pero para que nos entendamos, ¿de acuerdo?

Pues bien, los tres son esenciales, los tres nos identifican como humanos, no podemos descartar ninguno, ni dar a uno más importancia que a los otros dos. La vida humana es una mezcla de los tres. Sin más. No es elegible, es así.

Tener hijos es una decisión personal (neocortex), aun así condicionada por los otros dos cerebros, pero no es un "derecho" (ni tenerlos ni no tenerlos), y cuando no hay adoctrinamiento por medio, lo normal es que una sociedad tenga hijos y se reproduzca (con personas que no tengan y otras que sí tengan).

Una de las supuestas "conquistas" de la modernidad es la de la “libre elección”, pero identificada ésta (de forma falsaria) como “derecho”; tenemos “derecho” a elegir todo en nuestra vida, todo es elegible, ¿todo?

Un “derecho”, como tal, debe poder ser ejercido por todo el mundo de forma simultánea, ¿correcto?, correcto.

Veamos si toda libre elección es equiparable a “derecho”:

Todo el mundo puede elegir ser cocinero, todos están supuestamente en su “derecho” a serlo, pero la vida real hace ver al 99% de la gente que ellos no pueden ser cocineros, cosa que asumen con naturalidad. Es decir, ser cocinero es sólo una opción, no un derecho inalienable; y como tal opción, de ser elegida, tiene sus consecuencias, acarrea responsabilidad.

Mucha gente dice que es su “derecho” elegir si tener hijos o no. Pues bien, como tal “derecho” debería poder ejercerse por todas las mujeres y hombres de una misma sociedad al mismo tiempo (y para siempre), con el resultado de que esa sociedad se extinguiría en el caso de elegir no tener hijos.

A esto se suele responder que lo normal es que ese “derecho” a no tener hijos se compense con las personas que sí quieren tener y tienen muchos hijos; pero entonces ya no hablamos de un “derecho” que pueda ejercerse de forma simultánea por todo el mundo, sino que dejamos todo al azar de que la mitad de las personas (sobre todo mujeres, que son las que conciben) decidan no ejercer ese “derecho”... y no sólo eso, sino que éstas tengan el doble de hijos de media para compensar a las que ejercen su “derecho” a no tener hijos...

A esta aberración, ya de por sí irrefutable como tal, se intenta replicar con argumento más grave aún, en forma de huida hacia adelante: la inmigración. Pero:

Todo el mundo se llena la boca con que emigrar es un drama, porque la gente en general no quiere abandonar su tierra, su familia, su cultura, y cuando lo hacen sólo es por imperiosa necesidad, ¿correcto? Pues resulta que para que las personas puedan ejercer su “derecho” a no tener hijos, sin que su sociedad colapse, se necesita que haya gente pasando calamidades en sus países y que emigre a otros (en este caso a los países cuyos habitantes han decidido no tener hijos).

Estamos, por tanto, ante una doble aberración que debe ser escondida, para lo cual el sistema de dominación en el que vivimos, una vez más, habla de “derechos”, en este caso del “derecho” a emigrar. Pero volvemos a lo mismo: ¿y si todo el mundo ejerciera su derecho a emigrar al mismo tiempo?

Para resolver esta ecuación (que no es tal, sino una engañifa gigantesca diseñada para dominar al pueblo) lo correcto es no desenvolverse por la vida en base a los “derechos”, sino en base a los deberes (mejor con mayúsculas: DEBERES).

Los derechos en realidad no existen, existen los deberes. De hecho, desde que nace, un bebé tiene deberes, y el primero de ellos es buscar a ciegas la teta de la madre, porque de lo contrario muere (dejemos por un momento a un lado la tecnología).

Además, mi supuesto “derecho” siempre depende de que el otro cumpla con su deber; de nada vale mi “derecho a la vida” si otro me la quita; es decir, si otro no cumple anteriormente con su deber de no atentar contra ella.

Por tanto, aun admitiendo la existencia de los “derechos”, éstos no serían simultáneos a los deberes. El deber siempre es anterior y superior al derecho.

Por tanto, vemos claramente que los “derechos” sólo aparecen en escena cuando los deberes son cumplidos o no, y sólo aparecen para confirmar ese cumplimiento o no cumplimiento, no para asumir una vida propia o prioridad o cualidad prístina que no tienen.

El deber, asimismo, de forma implícita invita a la acción, mientras que el derecho invita a la pasividad. Alguien que se desenvuelve en su vida en base a sus deberes no necesita que nadie le regale ni conceda nada, sino que todo se lo gana con su esfuerzo. Por el contrario, alguien que se desenvuelve en su vida en base a sus “derechos” se convierte a la larga en un parásito.

Si dos personas cumplen con sus deberes, de facto ya se están respetando mutuamente, por tanto no hay lugar para los derechos de uno o del otro, no son necesarios… mejor dicho, no existen.

Además, un “derecho”, tal y como es entendido, es otorgado por quien tiene la potestad para ello (el ESTADO y su “Estado de Derecho”). Claro, estamos hablando del llamado “derecho positivo”, el cual, nos dicen, emana (y no puede ir contra) el “derecho natural. En otras palabras: inventaron un “derecho natural” que luego hicieron coincidir con el “derecho positivo”; Infinita impostura por esa razón y porque el Estado puede suspender o eliminar esos “derechos” según “Razón de Estado”.

No confundir "derecho natural" con "ley natural", porque ésta tiene más que ver precisamente con el deber que con el “derecho”; tiene que ver con la causa y la consecuencia, con el bien y el mal. No existen los “derechos” en ese escenario.

Volviendo al bebé, si no busca la teta y no hubiera tecnología, moriría. Y si ni siquiera dejamos que el bebé busque la teta, y directamente le damos leche artificial, estamos creando desde el minuto uno a un humano (en el mejor de los casos) un humano laxo, derechohabientista, flojo.

Ya en adultos, el derechohabientismo genera seres pérfidos, envilecidos, arrogantes, soberbios… y cuando son hiperprotegidos y empoderados por el Estado, se convierten en tiranos (feminismo, inmigracionismo, homosexualismo... todos ellos nuevas formas de totalitarismo).

Si el pueblo se diera cuenta de la farsa de los “derechos”:

Serían las mujeres las primeras que deberían salir a la calle a luchar contra el (dirigido e impulsado desde el Estado y el Gran Capital) feminismo de Estado y feminazismo.

Serían los propios homosexuales, lesbianas y transexuales los primeros que deberían salir a la calle a luchar contra el (dirigido e impulsado desde el Estado y el Gran Capital) movimiento LGTBI.

Serían los propios inmigrantes los que deberían salir a la calle a luchar contra el (dirigido e impulsado desde el Estado y el Gran Capital) inmigracionismo.

Serían los propios musulmanes los que deberían salir a la calle a luchar contra el islam político y la teocracia (impulsados desde el Estado y el Gran Capital).

¿Por qué no lo hacen? Porque todos se han creído el papel que les ha sido asignado, el papel de víctimas que, como tales, han de ser protegidas.

Y no lo hacen porque, tanto ellos como el resto de la población, se han creído el embeleco infrahumanizante de los “derechos”, cuando lo que realmente construye un humano de calidad son los deberes (con mayúsculas: DEBERES).

Por tanto, todos ellos, tanto unos como otros, y también los de fuera de esos colectivos, todos, no miran por la sociedad en su conjunto, sino por sus intereses corporativos.

Todos divididos y enfrentados, todos derechohabientes, ninguno responsable de nada, todos víctimas. Todos cumpliendo a la perfección el papel que les ha sido asignado desde el poder constituido, desde el dúo Estado-Capital.

Y entre todos ellos, dada la demografía, los autóctonos europeos son exterminados (incluidos los homosexuales, demás LGTBI y mujeres), mientras que los inmigrantes, con los musulmanes a la cabeza, son traídos a Europa para ser esclavizados, porque el bienestarismo tiene fecha de caducidad. Un bienestarismo derechohabientista que ha sido, precisamente, el que ha debilitado a los pueblos europeos y ha facilitado su exterminio (en marcha).

Mientras el PUEBLO siga dividido y enfrentado, y mirando cada uno por su culo (en forma individual o en forma de colectivo victimista), no hay nada que hacer, más que esperar el FIN.

Y es que el victimismo es una herramienta muy útil para el sistema de dominación. Todo el mundo se siente víctima de algo, nadie se siente responsable de nada. Incluso el propio Estado (las minorías poderhabientes que lo componen) expande el bulo de que él está en manos del malvado capitalismo, con éste, por supuesto, desempeñando gustosamente el papel de malo de la película, a sabiendas de que el Estado realmente vela, ha velado y velará por él.

El Poder (en todas sus formas ilegítimas, como son el Estado y el Gran Capital) no sabe de razas ni de culturas ni de nada, sino de “poder”; las razas, las religiones, los feminismos, los machismos... y el dinero son cebos para el pueblo, para que éste crea que lo importante son dichas cuestiones, y no la libertad con responsabilidad, no los deberes. Son cebos para que todo el mundo se sienta víctima de algo, y en tanto que víctima, por tanto, necesitado de tutela desde arriba; tutela de los ricos, los poderosos y los expertos, que piensan y deciden por todos.

Por contra, un pueblo que asume su responsabilidad y no quiere ser tutelado, es un rival difícil para el poder constituido...

Sí, el victimismo-derechohabientismo es ya la mejor herramienta de dominación.

Ahora podemos seguir llorando y pataleando, eligiendo en qué colectivo derechohabiente victimizado queremos situarnos, o bien podemos asumir nuestra responsabilidad y nuestro deber, y tomar las riendas de nuestro destino, junto a nuestros iguales, echando abajo el sistema de dominación creado por el dúo ESTADO-CAPITAL.

No, el capitalismo no es el enemigo del Estado, sino su mejor herramienta. Y son ambos (las minorías poderhabientes que los conforman) los que están diseñando la nueva Europa que se ajuste a sus intereses, de cara a poder competir con otras potencias (emergidas y/o emergentes) en las nuevas condiciones económicas y geopolíticas que se están dando. Y en esa nueva Europa no habrá ni europeos ni Estado de Bienestar.

Por supuesto, ningún partido político va a evitar que dicho plan se ejecute, más bien al contrario (los partidos forman parte del Estado).

¿Vamos a impedir nuestro exterminio o nos vamos a limitar a ver cómo llega nuestro triste final?

¿Vamos a seguir divididos y enfrentados en las mil y una ideologías diseñadas a tal efecto, o vamos a unirnos, el pueblo llano, para combatir al poder constituido?

¿Vamos a seguir permitiendo que el tipo de vida impuesto por el dúo Estado-Capital nos impida tener hijos?

Los que han decidido de forma voluntaria no tener hijos, aun pudiendo permitírselo ¿son conscientes de las consecuencias de tal decisión? ¿Saben que dicha decisión implica la necesidad de que haya gente en el mundo pasándolo mal que decida emigrar?

Debemos reflexionar sobre todas estas cuestiones, y obrar en consecuencia.

Reflexionar y obrar no son “derechos” (porque los “derechos”, como hemos comprobado, no existen), sino deberes. Si todos reflexionáramos no necesitaríamos a ninguna casta de expertos que lo hiciera por nosotros, empezando por la casta de expertos en “derecho”, y terminando por la casta de los expertos en demografía.
Tocho interesante
 

Pitu24

Creé mi propia eléctrica porque me cortaron la luz
Desde
24 Ago 2015
Mensajes
8.292
Reputación
25.760
Lugar
Anarcopiruletolandia Norte
El problema es que nunca he visto nada igual, la mayoría de padres anteponen la autoridad del estado a sus propios hijos. Con el coronatimo es más visible el asunto, pero siempre ha sido algo similar.


Cuando me presentes a unos padres como los que describes, comenzaré a cuestionar mi punto de vista. De momento, hasta los más fervientes natalistas y supuestos críticos contra el estado, siguen rehuyendo mis humildes preguntas...
Ese padre como el que describo podría ser usted.

Piénselo.
 

xvnktt

Cuñado nija
Desde
11 Sep 2018
Mensajes
112
Reputación
91
Nadie te obliga a tener higos. No los tengas pues si va en contra de tus convicciones.
 

moritobelo

Himbersor
Desde
5 Jul 2016
Mensajes
492
Reputación
647
Podrian haber empezado tus padres dando ejemplo. Que tu vida sea una puta mierda sin futuro, no significa que la de los demas sea igual...