Desastre nuclear de Fukushima (XXI)

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



El CSN eleva la gravedad de una avería de la nuclear Vandellòs II: El CSN eleva la gravedad de una avería de la nuclear Vandellòs II

El organismo reclasifica a nivel 1 un suceso de abril debido a la "reiteración de fallos consecutivos por la misma causa"

Un juzgado de Reus abrió diligencias por la gestión de un suceso similar en febrero del año pasado

Manuel Vilaseró 30/05/2019


La central nuclear de Vandellós II ha sufrido dos fugas de agua que han obligado a parar el reactor en un lapso de tiempo muy corto, tan solo tres meses y medio
, lo que ha llevado al Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) a reclasificar a nivel 1 de la escala Ines el último de los sucesos, ocurrido el pasado 6 de abril. Inicialmente fue calificado de nivel cero pero ahora se ha elevado al 1 por "la reiteración de fallos consecutivos por la misma causa" y en la misma zona de la barrera de presión.


Aunque el CSN no lo hace constar en la nota hecha pública,
las dos fugas se suman a otra localizada también en la barrera de presión en febrero del año pasado. Sobre ésta pesa, además, una denuncia interpuesta por la organización ecologista Sociedad Humana que investiga el juzgado de instrucción número 2 de Reus (Tarragona).


Imprudencia grave

La entidad acusa a los gestores de la central de haberla mantenido en marcha pese a que se sospechaba que el goteo procedía de las barras de presión, lo que obligaba a la parada inmediata. No la detuvieron hasta que el 3 de marzo se comprobó que, efectivamente, procedía de ese punto. El juez abrió diligencias el pasado abril para determinar si existen indicios de que los gestores cometieran una "imprudencia muy grave" por la vulneración de los protocolos de seguridad, como sostienen los demandantes...

Leer más: El CSN eleva la gravedad de una avería de la nuclear Vandellòs II






.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



TEPCO pospone los trabajos para retirar la chimenea de escape de la planta de Fukushima: TEPCO postpones work to remove exhaust stack at Fukushima plant:The Asahi Shimbun

THE ASAHI SHIMBUN

Tokyo Electric Power Co. ha retrasado el inicio de los trabajos de desmantelamiento de una chimenea de escape peligrosa y altamente contaminada en la central nuclear No. 1 de Fukushima debido a un error de cálculo.

La compañía dijo el 16 de mayo que las obras de la chimenea de 120 metros de altura, que inicialmente estaba programada para comenzar el 20 de mayo, se pospondrán hasta junio como muy pronto.

TEPCO encontró que la altura de los equipos especiales de corte levantados con grúa sería 1,6 metros más baja que la prevista originalmente, lo que le impediría alcanzar la parte superior de la pila.

"Creemos que el ángulo de elevación del brazo de la grúa resultó ser diferente del plan original debido a un error en el equipo de medición", dijo un funcionario de TEPCO a cargo de la operación.

La empresa está considerando ahora ajustar el ángulo y la posición de la grúa o ampliar la longitud del brazo después de bajarlo.

La chimenea de escape se utilizó para los reactores No. 1 y No. 2 de la planta.

Cuando se produjo el desastre nuclear en marzo de 2011, se liberó vapor que contenía sustancias altamente radiactivas a través de la chimenea. Los postes metálicos utilizados para sostener la chimenea fueron dañados aparentemente por una explosión de hidrógeno.

El área alrededor de la base de la chimenea contiene niveles de radiación que son demasiado peligrosos para que los humanos trabajen en ellos, por lo que el trabajo de desmontaje se llevará a cabo por control remoto.

Traducción realizada con el traductor www.DeepL.com/Translator




.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



EE.UU. realizó un experimento nuclear en febrero: US conducted nuclear experiment in February | NHK WORLD-JAPAN News


Un laboratorio del gobierno de Estados Unidos dice que el país realizó una prueba nuclear subcrítica en el estado de Nevada el 13 de febrero.

El Laboratorio Nacional Lawrence Livermore del Departamento de Energía hizo el anuncio el viernes.

La prueba fue la primera de su tipo desde diciembre de 2017, y la segunda bajo la administración del presidente Donald Trump. Era el día 29 en los Estados Unidos.

El laboratorio dice que el experimento, apodado "Ediza", usó explosivos de alta potencia para implosionar plutonio y capturó "numerosas y detalladas mediciones científicas".

Dice que el experimento ayudó a mejorar la seguridad del arsenal nuclear del país.

El gobierno de Estados Unidos anunció en febrero del año pasado una nueva estrategia nuclear destinada a reforzar la disuasión y a contrarrestar a Rusia y China.


El gobierno está modernizando el arsenal nuclear del país mediante ensayos nucleares e introduciendo armas nucleares de bajo rendimiento.

La última prueba se llevó a cabo justo antes de la segunda cumbre entre Estados Unidos y Corea del Norte en febrero, lo que significa que la administración Trump estaba exigiendo a Pyongyang que aboliera sus armas nucleares mientras intentaba mejorar las suyas.

Se espera que la revelación suscite críticas por parte de los grupos antinucleares.


Traducción realizada con el traductor www.DeepL.com/Translator





.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



Arroz plantado en la ciudad de Fukushima al comenzar las pruebas de cultivo: Rice planted in Fukushima town as farming trials begin


17 de mayo de 2019
Se ha plantado arroz en una ciudad japonesa que alberga la planta de energía nuclear dañada de Fukushima ocho años después de que los residentes fueran evacuados por primera vez.

Los funcionarios y los habitantes de la ciudad de Okuma plantaron varios cultivos, entre ellos arroz pegajoso y arroz de primera calidad, en más de 17.000 pies cuadrados de arrozales.

La plantación de arroz es el último signo de vida que lentamente comienza a regresar a Okuma, una de las llamadas "ciudades fantasma" que fueron evacuadas inmediatamente debido a los altos niveles de radiación tras el terremoto de 2011, el tsunami y la crisis nuclear.

Las órdenes de evacuación de Okuma -que junto con la ciudad de Futaba, co-anfitriona de la cercana central nuclear de Fukushima Daiichi- fueron levantadas el mes pasado,
mientras que el edificio del gobierno municipal también reabrió sus puertas a principios de esta semana.

También se espera que el próximo mes se abran nuevas viviendas públicas para los antiguos residentes desplazados por el desastre, y se está preparando un manual agrícola para alentar a las personas a que vuelvan a cultivar.

Los funcionarios del gobierno en Okuma han estado monitoreando la contaminación por radiación en los productos mientras realizaban pruebas de agricultura en pequeña escala durante varios años, con resultados de pruebas que, según se informa, muestran niveles por debajo de las normas nacionales de inocuidad de los alimentos.

Fukushima fue una vez famosa por sus productos alimenticios de alta calidad, desde duraznos y uvas hasta arroz y pescado, y los productores de la región fueron duramente golpeados por el desastre nuclear de 2011.

En los últimos ocho años, el gobierno japonés ha tomado numerosas medidas para tratar de asegurar al mundo que los alimentos de Fukushima son seguros para el consumo después de una limpieza regional, con rigurosas pruebas de radiación para todos los productos.

Más de 50 países introdujeron restricciones a la importación inmediatamente después del colapso de la central nuclear, y 23 de ellos siguen manteniendo las limitaciones alimentarias de Fukushima.


El mes pasado, el gobierno japonés criticó una decisión de la Organización Mundial del Comercio que apoyaba la continuación de la prohibición surcoreana de importar una serie de productos pesqueros japoneses.

Mientras tanto, los pobladores locales, que poco a poco comienzan a regresar a la región a medida que se levantan las órdenes de evacuación, parecen estar recurriendo a formas cada vez más ingeniosas de reconstruir los negocios agrícolas locales.

Un grupo de agricultores de la aldea de Hirata, a poco menos de 28 millas de la planta de Fukushima Daiichi, que también fueron duramente golpeados por el desastre, ha captado una amplia atención en Japón por su inusualmente sabroso helado suave de habanero, elaborado a partir de chiles cultivados localmente.

Los funcionarios del gobierno también están depositando esperanzas en los Juegos Olímpicos de 2020, lo que dará un gran impulso a los esfuerzos de revitalización local, con una serie de partidos de béisbol y fútbol programados para la región.
Rice planted in Fukushima town as farming trials begin


Traducción realizada con el traductor www.DeepL.com/Translator





.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423

Los residuos nucleares se están convirtiendo en un tema de debate candente, ya que Greenpeace publica un mapa de residuos en toda Francia


Mapa de residuos nucleares de Francia publicado por Greenpeace: Nuclear waste map of France published by Greenpeace

El grupo ecologista Greenpeace ha publicado un nuevo mapa interactivo que muestra la ubicación de los residuos nucleares en Francia, como parte de su próxima campaña sobre el tema.

El mapa se publicó en línea esta semana, con el objetivo de la ONG de "recopilar en un solo lugar" toda la información que tiene sobre la ubicación del material radiactivo, para que la gente sepa lo cerca que puede estar de los residuos.

Las categorías del mapa incluyen centros de almacenamiento (en los que los residuos se almacenarán durante 300 años como mínimo); centros nucleares que generan todo tipo de residuos nucleares; más de 200 antiguas minas de uranio, operativas hasta 2001; fábricas y otras plantas; y residuos radiactivos de más de 70 emplazamientos militares.

Los datos se recogieron de los registros de la Agencia Nacional de Gestión de Residuos Radiactivos (Agence Nationale pour la Gestion des Déchets Radioactifs) (Andra).

El mapa no incluye residuos de uso médico ni de investigación.

Enlace al mapa: Carte des déchets nucléaires

Greenpeace espera aumentar la concienciación y suscitar un debate sobre la extensión de los residuos nucleares, y hacer preguntas sobre el impacto potencial que puede tener. Esto incluye también el impacto del transporte de residuos nucleares por carretera o ferrocarril.

El grupo también está tratando de reunir firmas y apoyo para su campaña nacional sobre el tema, que luego dirigirá al ministro francés de ecología, François de Rugy.

El mapa muestra un botón que dice "Agir! (Actúa!)", lo que permite a los miembros del público añadir su apoyo.

El 25 de septiembre se celebrará un debate público sobre esta misma cuestión: la cuestión de los residuos nucleares en Francia. Se celebrará en una plataforma a través de la cual el público podrá solicitar más información y expresar su opinión.

También se espera que la eliminación de residuos nucleares figure en el orden del día de la cumbre del G20 que se celebrará en Japón el próximo mes.


Traducción realizada con el traductor www.DeepL.com/Translator







.
 

keverson303

Himbersor
Desde
9 Abr 2019
Mensajes
1.574
Zanx
3.161
¿Te refieres a cerrar las nucleares en 2030 - 2040 y sustituirlas por renovables?

Es lo que están haciendo en Alemania. Lo que no se entiende es que hace 10 años España era líder en renovables y Rajoy se cargó la más floreciente indistria que teníamos, con una exportación enorme. Hubiera dado medio millón de puestos de trabajo.

Ahora Alemania nos lleva la delantera, a pesar de que apenas tiene energía hidroeléctrica (en España 11%), China se ha puesto a la cabeza mundial en producción renovable e incluso EEUU está haciendo lo propio, sobre todo en California.

Poder, se puede, otra cosa es que nos dejen las grandes corporaciones eléctricas. Cuelgo gráfica de la producción de electricidad en España:






Alemania: muy interesante este artículo si quieres informarte de cómo lo están haciendo. En 2023 cierran todos los reactores nucleares
Alemania: líder en la implantación de energías renovables





Esta es su producción de electricidad actualmente








.
Resumen fácil no se podía pagar la herencia de zp.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423


El Departamento de Energía ha revelado mariscos radioactivos en una laguna cerca de Runit Dome, donde los EE.UU. enterraron los desechos de las pruebas nucleares estadounidenses. (Carolyn Cole / Los Angeles Times)


Altos niveles de radiación en almejas gigantes cerca de un vertedero nuclear estadounidense en las Islas Marshall: High radiation levels found in giant clams near U.S. nuclear dump in Marshall Islands

Por Susanne Rust y Carolyn Cole, 28 de mayo de 2019

Los investigadores han encontrado altos niveles de radiación en almejas gigantes cerca del sitio del Pacífico Central donde los Estados Unidos enterraron los desechos de las pruebas nucleares hace casi cuatro décadas, lo que hace temer que la contaminación se esté extendiendo desde el agua subterránea contaminada del vertedero hacia el océano y la cadena alimenticia.

Los hallazgos de las Islas Marshall sugieren que la radiación se está filtrando del vertedero -que los funcionarios estadounidenses rechazan- o que las autoridades no limpiaron adecuadamente la radiación dejada por las pruebas de armas pasadas, como algunos afirman en las Islas Marshall.





Los mariscos radioactivos fueron encontrados cerca de Runit Dome - un sitio de desechos con tapas de hormigón conocido por los lugareños como "La Tumba" - de acuerdo a una presentación hecha por un científico del Departamento de Energía de los Estados Unidos este mes en Majuro, la capital de la isla. Las almejas son un manjar popular en las Islas Marshall y en otras naciones, incluida China, que las ha cosechado agresivamente en vastas zonas del Pacífico.

Según Terry Hamilton, un veterano físico nuclear del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore del Departamento de Energía, Runit Dome es vulnerable a las fugas por las mareas tormentosas y el aumento del nivel del mar, y su agua subterránea, que se está filtrando hacia la laguna y el océano, está gravemente contaminada.

Pero la radiación en los mariscos y la laguna circundante no proviene de la cúpula de 40 años, dijo Hamilton en una diapositiva que presentó el 15 de mayo a una audiencia reunida en una sala de conferencias de un hotel en Majuro.

Dijo que los análisis isotópicos indicaban que la contaminación de la laguna se debía a residuos de las pruebas iniciales de armas nucleares.

El Los Angeles Times no estuvo presente en la presentación de Hamilton, y el Departamento de Energía no lo puso a su disposición para hacer comentarios. Pero al día siguiente, residentes y funcionarios informaron a The Times sobre los hallazgos, que luego fueron confirmados con otros.

Entre 1946 y 1958, Estados Unidos probó 67 artefactos nucleares en las Islas Marshall, incluidos 44 en el atolón de Enewetak, uno de los 29 atolones de coral del país. Aunque las Islas Marshall albergan sólo el 6% del número total de ensayos realizados por Estados Unidos, son las más afectadas por más de la mitad del rendimiento energético total de todos los ensayos de armas nucleares de Estados Unidos.

Gran parte de las secuelas de esos acontecimientos están ahora enterradas en Runit Dome. Según una fotografía tomada de las diapositivas de presentación de Hamilton, el cráter de 377 pies de ancho en el atolón de Enewetak contiene muestras de agua subterránea con niveles de radiación de 1.000 a 6.000 veces más altos que los encontrados en el mar abierto.

Algunos marshaleses que asistieron a la presentación se muestran escépticos sobre la conclusión de la agencia de que la cúpula no se está filtrando a la laguna.

"Lo que dicen es que aquí está la cúpula. Y aquí, en el área de la laguna, hay radiación. ... Pero en cuanto a las fugas de la cúpula, no creemos que ese sea el caso", dijo James Matayoshi, alcalde del atolón de Rongelap, uno de los atolones contaminados por la lluvia radiactiva del programa de pruebas nucleares. "Eso no tiene sentido."

Extendiendo la incredulidad aún más, Matayoshi y otros observaron que Hamilton presentó una breve animación de la cúpula, mostrando que sube y baja con la marea - sugiriendo que el agua de mar está fluyendo libremente dentro y fuera de la zona de contención.





"Parecía que estaba respirando", dijo Matayoshi, que fue entrevistado en Majuro varios días después de la presentación.

Anne Stark, portavoz del Departamento de Energía, se negó a comentar la presentación porque el trabajo de Hamilton aún no había sido revisado ni publicado. Según la gente de la reunión, la investigación está contenida en un informe inédito.

Estados Unidos comenzó a construir la cúpula en 1977, después de que los marshaleses exigieran durante décadas que los funcionarios estadounidenses limpiaran los desechos.

Muchos marshaleses de los atolones del norte de Enewetak, Bikini y Rongelap fueron evacuados durante el programa de pruebas y forzados a una migración perpetua. En Enewetak, por ejemplo, se vaporizó toda una isla.

Entre 1977 y 1980, Estados Unidos reclutó aproximadamente 4.000 soldados y subcontratistas estadounidenses para limpiar el lugar. Muchos dijeron que estaban insuficientemente protegidos. Excavaron suelos de Enewetak y otros lugares y convirtieron el suelo en una lechada de cemento, que vertieron en un cráter sin revestimiento en la isla Runit, dejado atrás por la bomba de los cactus. Lo sellaron con un concreto limpio de 18 pulgadas de espesor, creando lo que ahora se llama la Tumba.

En 1980, el gobierno de Estados Unidos le dijo al pueblo de Enewetak que era seguro regresar a casa.

Pero ha habido preocupaciones persistentes sobre la seguridad del atolón. El gobierno de Estados Unidos les dijo a los marshaleses que la cúpula era una solución temporal. Ya han pasado casi 40 años. Estas últimas noticias no aliviaron ninguna de esas preocupaciones, dijo Holly Barker, profesora de antropología de la Universidad de Washington en Seattle. Barker es miembro de la Comisión Nacional de Energía Nuclear de las Islas Marshall, compuesta por tres personas, un comité encargado por el gobierno de buscar justicia por las lesiones y daños relacionados con las armas nucleares.

La comida para llevar de la presentación, dijo Barker, es que la laguna está tan contaminada que cualquier fuga de la cúpula es insignificante.

Lo que plantea la pregunta, "¿de qué manera fue Runit una limpieza?" Barker dijo.

Steve Simon, un investigador que ha trabajado extensamente en temas de radiación en las Islas Marshall y que ahora trabaja para el Instituto Nacional del Cáncer, dijo que las conclusiones presentadas en la reunión no fueron sorprendentes ni alarmantes.

"Esto no es noticia", dijo Simon, que no estuvo en la presentación y sólo recibió las conclusiones de la reunión de un reportero. "Sabemos desde hace décadas que el material de la cúpula es radioactivo, así como el suelo y los sedimentos circundantes."

Dice que los datos recopilados por el Departamento de Energía durante las últimas décadas han sido consistentemente confiables y muestran que el atolón es seguro para vivir en él, siempre y cuando la gente evite comer grandes cantidades de alimentos que hayan sido cultivados en o cerca de Runit, incluyendo las almejas.

Sin embargo, si habían comido unos cuantos, dijo que no debían alarmarse.

"No medimos la exposición a la radiación como un evento único. Calculamos la exposición a lo largo de un año o de toda una vida", dijo.

Dijo que, en general, la radiactividad en las Islas Marshall era bastante baja. Hay algunos puntos calientes, pero son bien conocidos y la gente sabe cómo evitarlos.

"Aquí es donde el gobierno de Estados Unidos está fallando", dijo Barker. "Les dan los números de las Islas Marshall y les dicen que son ellos los que deben decidir a qué riesgos quieren exponerse. Pero no están viendo cómo interactúan los marshaleses con estos lugares. No se molestan en entender."


Señaló que en Estados Unidos, lugares que han sido irradiados, como Hanford Site, un complejo de armas nucleares desmantelado en el condado de Benton, Wash, el primer reactor de producción de plutonio a gran escala del mundo, están rodeados de vallas y cerrados al público.

Una visita a Runit el verano pasado por The Times indicó que no había ninguna valla o letrero que advirtiera a la gente que se mantuviera alejada o que evitara comer alimentos cultivados en la isla. De hecho, había pruebas de que la gente había acampado y comido cangrejos de coco, grandes cangrejos del tamaño de una pelota de béisbol que se trepan a través de los espesos matorrales y palmeras de la isla.





Hay "muchas incertidumbres" sobre el plutonio en las aguas subterráneas de la cúpula y los sedimentos de la laguna, dijo Rhea Moss-Christian, otro miembro del panel nuclear de tres personas. Dijo que el gobierno de la Isla Marshall estaba trabajando para obtener análisis independientes de Runit Dome y la laguna.

Lucinda Anitok, de 35 años, de Sedro-Woolley, Wash, es descendiente de los terratenientes de Runit. Dijo que el programa de pruebas de EE.UU. en Enewetak había devastado a su familia. Su abuela, que se crió en Enewetak, tenía cáncer de tiroides. Su madre, que nació allí, tenía cáncer de cuello uterino. Y su hermana tenía leucemia.

"Lo que pasó allí estuvo mal", dijo. "Arruinó y sigue dañando la vida de muchas personas."


En una celebración del Día de la Constitución de las Islas Marshall el viernes en Auburn, Washington, en la que participaron dignatarios de las Islas Marshall -incluido Ken Kedi, el presidente del parlamento, y la ministra de Asuntos Internos de las Islas, Amenta Matthew- el legado del programa de pruebas aún se podía sentir.

Anitok y su esposo, David, han viajado mucho para educar a los jóvenes marshaleses sobre el pasado, asegurándose de que conozcan la historia de su país y el legado de sus antepasados.

"Es importante que mi abuela, mi madre y mis antepasados no sean olvidados", dijo. "No podemos -y no lo haremos- olvidar."

La escritora del Times Rust informó desde Seattle y Menlo Park, California, y la fotógrafa Carolyn Cole informó desde Majuro, capital de las Islas Marshall.







.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



El desastre de Kyshtym, el accidente nuclear previo a Chernobyl que la URSS mantuvo en secreto durante dos décadas: El desastre de Kyshtym, el accidente nuclear previo a Chernobyl que la URSS mantuvo en secreto durante dos décadas

Lucía Blasco, BBC News Mundo , 2 junio 2019

Cuando el reactor número 4 de la planta nuclear de Chernóbil explotó en abril de 1986 causando la mayor catástrofe nuclear de la historia, muchos lo identificaron erróneamente como un desastre "sin precedentes".

Sin embargo, hubo un accidente anterior que permaneció en secreto durante dos décadas, gracias al estricto protocolo soviético de ocultar la información perjudicial para el régimen.

Ocurrió en septiembre de 1957, en una planta secreta de reprocesamiento de combustible nuclear llamada Mayak (Mayak Production Association, MPA), que la Unión Soviética tenía cerca de Kyshtym, en los montes Urales, a unos 2.000 km al este de Moscú.

Una enorme nube radioactiva se extendió cientos de kilómetros sobre el país, afectando a unas 250.000 personas y provocando evacuaciones a gran escala.

Aunque docenas de trabajadores murieron y al menos dos centenares de personas fallecieron por síndrome de irradiación aguda (una reacción a las radiaciones ionizantes), el mundo permaneció ajeno a aquella catástrofe durante años.

"La Unión Soviética había vivido en 1957 el -hasta entonces- mayor desastre nuclear que, a diferencia de Chernóbil, sí lograron silenciar", le contó a BBC Mundo el periodista estadounidense Adam Higginbotham, autor de Midnight in Chernobyl ("Medianoche en Chernóbil", 2019), un libro que investiga los mitos y secretismos de Chernóbil.


"Adoptaron el mismo enfoque en Chernóbil. Pero en ese caso, a diferencia de en Mayak, la planta estaba muy cerca de las fronteras de la URSS con Occidente. Además, la contaminación que emanó de la explosión del reactor número 4 fue mucho mayor".

El historiador Serhii Plokhii, director del Instituto de Investigación Ucraniano de la Universidad de Harvard, EE.UU., le dijo a BBC Mundo que, efectivamente, el desastre de Kyshtym fue "mucho más pequeño" que Chernóbil, pero causó "gran contaminación".

Se liberaron 20 millones de curies de material radiactivo a la atmósfera, causando el tercer peor desastre nuclear de la historia después de Chernóbil y Fukushima, en 2011 en Japón.



Varios pueblos quedaron abandonados tras la catástrofe de Kyshtym.


Aquel 29 de septiembre, los técnicos que trabajaban en Mayak comenzaron su turno como de costumbre. Parecía un día normal.

Anna Sharova, ingeniera química, recordó el día del accidente en un documental que se publicaría años más tarde. "Teníamos un turno de 13:00 a 19:00. Trabajábamos en el laboratorio y, como era domingo, había menos trabajo", declaró.

"De repente, escuchamos una especie de trueno. Las ventanas estallaron, las puertas de cristal se quebraron. Miramos hacia afuera y vimos una nube enorme".

Lo que Anna escuchó fue la explosión causada por el sobrecalentamiento de uno de los tanques, que contenía residuos nucleares altamente concentrados.
Pero el personal de la planta tenía prohibido hacer preguntas impertinentes. "No podíamos mencionar a nadie el accidente. Ni una sola palabra", dijo un colega de Sharova.

Pocos escucharon la noticia fuera de aquellas paredes.

"Secretismo total"

Según Serhii Plokhii, "no había información por ningún lado sobre lo ocurrido", pues guardar silencio era "un protocolo normalizado en la Unión Soviética"


Además, Mayak formaba parte del programa militar soviético: "Había una conexión muy cercana entre la producción de las bombas atómicas y la construcción de reactores para uso civil, fabricados por los militares". De hecho, fue en Mayak donde se produjo la primera bomba nuclear soviética.

"Y era la Guerra Fría, por eso había un secretismo total".

La planta de Mayak había comenzado a construirse en 1946 bajo un estricto secretismo. Paralelamente, se crearía una ciudad para albergar a sus trabajadores, que sería conocida como Chelyabinsk-40 (ciudad-40) y después recibiría el nombre de Ozersk, pero no aparecía en los mapas de la URSS.

Cuando ocurrió el accidente en 1957, la mayoría de la población soviética nunca había oído hablar de Mayak ni de Ozersk, y a la URSS no le interesaba que eso cambiara, especialmente estando a las puertas del 40 aniversario de la Revolución de Octubre y a cinco días del lanzamiento del Sputnik, el primer satélite artificial de la historia.

Era mejor mantenerlo en secreto.



El accidente ocurrió cinco días antes del lanzamiento del Sputnik 1.


Pero los soviéticos no fueron los únicos en guardar silencio.

"Los estadounidenses encontraron algunas señales de que había habido una explosión y contaminación en aquel primer desastre, pero no dijeron nada porque ellos mismos estaban en el proceso de desarrollar grandes planes nucleares, y no quisieron crear alarma", agregó Plokhii.

Hasta que un disidente ruso decidió hablar.

El científico que rompió el silencio

Zhores Medvedev fue el primero en revelar oficialmente a la comunidad internacional aquel grave accidente nuclear ocurrido en los Urales a finales de los 50. Había estudiado con detalle las consecuencias de aquella explosión.

Medvedev habló con la BBC en septiembre de 2016.

El bioquímico e historiador le contó a la periodista del programa Witness de la BBC Dina Newman su versión sobre los hechos.

"No existían suficientes regulaciones sobre la temperatura y, en un momento dado, el sistema de regulación de uno de los tanques dejó de operar. Cuando la temperatura llegó a ciertos niveles, el tanque explotó", dijo sobre el accidente.

Se calcula que al menos unas 200 personas murieron en 10 días y cientos de miles fueron seriamente afectadas, explicó Newman. Pero no hay cifras oficiales.



Zhores Medvedev fue un agrónomo, biólogo, historiador y disidente ruso. Murió en noviembre de 2018.


"No sabemos cuánta gente sufrió, cuántos murieron, cuántos eran soldados o criminales . Esas cifras no están disponibles", le contó Medvedev.

El científico supo de la historia porque trabajaba en un laboratorio de investigación en Moscú, y fue uno de los pocos expertos soviéticos encargado de monitorear la contaminación nuclear en la región. Era una de las pocas personas en el mundo que sabía realmente lo que ocurrió allí.

Medvedev se convirtió en disidente, exiliándose en Londres, Reino Unido. Casi 20 años más tarde, en 1976 publicó un artículo en el que mencionaba el desastre de Kyshtym.

"El elemento sorpresivo es que nadie en Occidente sabía sobre ello, excepto algunas agencias de inteligencia, que tenían información poco precisa", le contó el científico a la BBC.

John Hill, presidente de la Autoridad para la Energía Atómica del Reino Unido, negó la historia. Al país europeo no le interesaba mala prensa sobre la energía nuclear.

Pero Medvedev siguió adelante con su plan: "Decidí revelar información más concreta sobre lo ocurrido y cómo había afectado a la vida de animales y plantas en la zona, y lo que pasó con la gente. Publiqué más documentos".

Después, reuniría sus descubrimientos en un libro, Nuclear disaster in the Urals ("Desastre nuclear en los Urales, 1980).

Hill nunca aceptó que estaba equivocado. Pero, tras el desastre de Chernóbil, la industria nuclear se abrió más a las críticas.

Medvedev murió en noviembre de 2018. Opinaba que hasta que no se solucionaran los problemas con los residuos nucleares, el mundo no estaría preparado para seguir desarrollando este tipo de energía.

Hoy, Mayak sigue siendo una de las principales centrales nucleares en Rusia.







.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423
Complemento del artículo que acabo de colgar.
La lista no está completa, falta uno muy grave ocurrido en Japón, en el que hubo víctimas mortales. Se trata de la fuga de sodio ocurrida en el reactor de Monju (Japón) en 1995. En realidad Monju ha padecido varios accidentes, no solo uno



Accidentes nucleares: cronología: El desastre de Kyshtym, el accidente nuclear previo a Chernobyl que la URSS mantuvo en secreto durante dos décadas
  • Planta nuclear de Mayak, URSS, 29 de septiembre de 1957
  • Incendio de Windscale, Reino Unido, 7 de octubre de 1957
  • Laboratorio Nacional de Idaho, EE.UU., 3 de enero de 1961
  • Central nuclear Three Mile Island, EE.UU., 29 de marzo de 1979
  • Central nuclear de Chernóbil, URSS, 26 de abril de 1986
  • Tomsk-7 (actualmente Seversk), Rusia, 6 de abril de 1993
  • Accidente de Tokaimura, Japón, 30 de septiembre de 1999
  • Central nuclear de Mihama, Japón, 9 de agosto de 2004
  • Central nuclear de Fukushima, Japón, 11 de marzo de 2011
  • Complejo nuclear de Marcoule, Francia, 12 de septiembre de 2011


Cuelgo vídeo del accidente del reactor de Monju en Japón en 1995





.
 
Última edición:

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



Persiste el riesgo de radiación nuclear en al menos seis zonas de España: Persiste el riesgo de radiación nuclear en al menos seis zonas de España - Diario16

Los ecologistas de Greenpeace exigen mayor transparencia en los informes del Consejo de Seguridad Nuclear

España sigue sin ser un país limpio de contaminación nuclear. Al menos 6 zonas de la Península Ibérica están contaminadas por este tipo de radiación letal para el ser humano, según ha reconocido el propio Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), que advierte de que se desconoce el efecto real que puedan tener estas emisiones en la salud de las personas. La amenaza resulta inquietante y pese a todo, ¿algún Gobierno ha tomado cartas en el asunto para calibrar la dimensión del problema al que nos enfrentamos? Nadie de momento. El tema ni siquiera aparece en los programas electorales de los partidos políticos, mientras el aire y las aguas siguen estando contaminadas y el riesgo aumenta cada día.

Entre los territorios sometidos a dosis de radiación están la localidad de Palomares (Almería) –afectada por el incidente aéreo de 1966, cuando se desprendieron cuatro bombas termonucleares de aviones norteamericanos–, y las marismas de Mendaña, en la desembocadura del río Tinto (Huelva). Según el organismo regulador de la energía nuclear en España, estas zonas “presentan radiactividad originada por actividades humanas”. Con todo, el CSN no llega a calificar estos puntos como “zonas contaminadas”, ya que no existe una regulación específica sobre la materia. Este vacío legal, más la falta de estudios científicos exhaustivos, podría estar poniendo en peligro la seguridad y la salud de la población.

La falta de rigor y de transparencia en un problema tan grave ha sido criticada por organizaciones ecologistas como Greenpeace, que exige la publicación de todos los informes que el CSN mantiene como materia reservada hasta el momento. “Entre estos documentos está el informe con los criterios para la adjudicación del emplazamiento del cementerio nuclear (ATC) en el municipio de Villar de Cañas (Cuenca), su aprobación o el sobrecoste que tendría esta ubicación”, según la organización conservacionista.

Greenpeace ha denunciado la “política del miedo” −denunciada también por técnicos del CSN−, y sus posibles consecuencias para la seguridad, tal como consta en una reciente carta remitida por los trabajadores de las centrales nucleares al Congreso de los Diputados.


Estas serían las áreas afectadas por la radiactividad en España:

Almería

El 17 de enero de 1966 dos aviones militares de EE.UU colisionaron cuando sobrevolaban la localidad almeriense de Palomares. De las cuatro bombas termonucleares que transportaba uno de los aviones, dos detonaron al chocar contra el suelo, liberando parte del material radioactivo que contenían. El ejército estadounidense emprendió la limpieza en el área y envió material contaminado de regreso a EE.UU, pero la limpieza no fue completa y dejaron una cantidad significativa de contaminación en la zona. En la actualidad existen incertidumbres. Hay zonas contaminadas fuera de las valladas y la radiación no está controlada. Greenpeace presentó el documento 50 años de accidente de Palomares: El suceso, las consecuencias y la gestión de los residuos radiactivos, en el que se exponen los datos disponibles del siniestro, repasando las actuaciones de limpieza, investigación y vigilancia que se han llevado a cabo desde el año 1966 hasta hoy.

Huelva

Desde 2004 Greenpeace viene denunciando la radiactividad de las balsas de fosfoyesos, situadas a escasos 500 metros de la ciudad de Huelva. Estos proceden de la actividad industrial de las empresas de la zona. En el año 2007 los ecologistas descubrieron un nuevo vertido radiactivo, situado en el extremo norte de estas balsas (CRI-9). En este lugar se enterraron ilegalmente, y sin un control adecuado, miles de toneladas de materiales altamente contaminados por cesio-137. En 2018, Greenpeace dinfundió nuevas imágenes aéreas que confirman las filtraciones de fosfoyesos a la ría de Huelva tras los temporales. Las balsas de fosfoyesos contienen más de 120 millones de toneladas de residuos industriales tóxicos, peligrosos y radiactivos, como dictaminó la Unión Europea en 2010.

Tarragona

En el embalse del río Ebro, localidad de Flix (Tarragona) se ubicaban lodos de fosfatos con presencia de uranio-238, que ya han sido retirados según el CSN. Sin embargo, Greenpeace denuncia la contaminación de otros radionucleidos encontrados en el embalse (radio 226, torio 232, plomo 210, cesio 137, cobalto 60 y potasio 40). La organización ecologista ha publicado información reiteradamente, desde principios de los años 90 sobre este asunto. Entre los contaminantes se encontraban, además de los radionucleidos procedentes de la utilización de fosforita (mineral que contiene dentro de su estructura cristalina de manera natural uranio 238), metales pesados (como arsénico, cadmio, plomo o mercurio) y compuestos organoclorados, entre ellos hexaclorobenceno (HCB), bifenilos policlorados (PCBs) y DDT. En mayo de 2018, se retomaron las labores de descontaminación del embalse de Flix, que se han demorado y han estado temporalmente paralizadas.

Madrid y Toledo

En las márgenes del Canal Real del Jarama, se encuentran las Banquetas del Jarama, con presencia de productos de fisión procedentes de la fuga del CIEMAT en 1970. Greenpeace ha estado pendiente de las consecuencias de aquella fuga, y en el año 2005 denunciaba ya un posible caso de nueva contaminación.

Otras explotaciones

También existen antiguas explotaciones de mineral uranio en las que se han llevado a cabo actuaciones de restauración, pero que presentan materiales radiactivos. En este sentido, es preciso señalar que está en trámite de autorización una nueva mina de uranio en Retortillo, Salamanca, que de autorizarse crearía un nuevo territorio contaminado por radiactividad.







.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423
Comentario:

Vandellós I ya dio un sustazo en su día, estuvimos a un tris de tener nuestro Chernobyl patrio y aún, a día de hoy, no se sabe cómo se paró el proceso de fisión en cadena que amenazaba con hacer volar el reactor por los aires.

Su gemelo, Vandellós II, ya está dando pequeñas averías, continuamente. No sé en cuánto valoran la seguridad de la gente, pero una pizca de sentido común hace ver que más vale que cierren el reactor antes de poner a prueba un viejo reactor situado en la misma central que estuvo a punto de darnos un sustazo de muerte.

Copio de wikipedia los achaques que ha tenido últimamente, y están sin poner los dos últimos: Central nuclear de Vandellós - Wikipedia, la enciclopedia libre

El 1 de junio de 2007 los problemas de corrosión detectados (agosto de 2004) en el sistema de refrigeración de Vandellós II fueron clasificados como incidente de nivel 2. Por ello en agosto de 2006 la central fue sancionada con 1,6 millones de euros. A raíz del incidente Endesa e Iberdrola, propietarias de la instalación, iniciaron las obras de un sistema alternativo de refrigeración, con agua dulce.

El 24 de agosto de 2008 se produjo un incendio (que duró menos de 2 horas) en el edificio de turbinas debido a un fallo en el interruptor de generación del turboalternador a las 8:49, que produjo la parada automática del reactor y por tanto su desconexión de la red.

El incidente no tuvo ninguna consecuencia radiológica y los sistemas de seguridad actuaron correctamente según su diseño, por lo que el suceso se categoriza como Nivel 0 en la escala INES. Debido a que el incendio duró más de 10 minutos se activó la prealerta de emergencia del Plan de Emergencia Interior (PEI) activándose por lo tanto el Plan de Emergencia Nuclear de Tarragona (PENTA) en situación 0.

El 2 de marzo de 2018 se ha iniciado una parada no programada del reactor para acceder al recinto de contención y localizar el origen de un goteo de agua en la zona del lazo A del sistema de refrigeración del reactor. Esta medida ha sido tomada para descartar que corresponda con una fuga en la barrera de presión (conjunto de todos los componentes sometidos a la presión del reactor y que forman parte de su sistema de refrigeración o que están conectados a él).




Noticia:





El Consejo de Seguridad Nuclear eleva la gravedad de una avería de la nuclear Vandellòs II: El Consejo de Seguridad Nuclear eleva la gravedad de una avería de la nuclear Vandellòs II

Por Manuel Vilaseró, Joan Puig

Greenpeace y Ecologistas en Acción han sostenido en los últimos meses que la reiteración de este tipo de averías podría revelar la existencia de “algún problema estructural” debido al envecimiento de los sistemas nucleares del reactor que debería abordarse.

La central nuclear de Vandellós II ha sufrido dos fugas de agua que han obligado a parar el reactor en un lapso de tiempo muy corto, tan solo tres meses y medio, lo que ha llevado al Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) a reclasificar a nivel 1 de la escala Ines el último de los sucesos, ocurrido el pasado 6 de abril. Inicialmente fue calificado de nivel cero pero ahora se ha elevado al 1 por “la reiteración de fallos consecutivos por la misma causa” y en la misma zona de la barrera de presión.


Aunque el CSN no lo hace constar en la nota hecha pública, las dos fugas se suman a otra localizada también en la barrera de presión en febrero del año pasado. Sobre ésta pesa, además, una denuncia interpuesta por la organización ecologista Sociedad Humana que investiga el juzgado de instrucción número 2 de Reus (Tarragona).

Imprudencia grave

La entidad acusa a los gestores de la central de haberla mantenido en marcha pese a que se sospechaba que el goteo procedía de las barras de presión, lo que obligaba a la parada inmediata. No la detuvieron hasta que el 3 de marzo se comprobó que, efectivamente, procedía de ese punto. El juez abrió diligencias el pasado abril para determinar si existen indicios de que los gestores cometieran una “imprudencia muy grave” por la vulneración de los protocolos de seguridad, como sostienen los demandantes.


Fuentes del CSN han precisado que “no se pueden vincular” a efectos de clasificación del suceso, los fallos detectados en lo súltimos meses con el del año pasado dado que se han producido en “lugares y por causas distintas”. El del año pasado afectó al generador de vapor A de la barrera de presión y los más recientes al generador de vapor B. En diciembre el goteo se produjo en una soldadura aguas arriba de la válvula de drenaje del generador B y el de abril en otra soldadura aguas abajo del mismo .

En la barrera de presión se encuentran el conjunto de todos los componentes sometidos a la presión del reactor y que forman parte de su sistema de refrigeración o que están conectados a él.


Envejecimiento


Greenpeace y Ecologistas en Acción han sostenido en los últimos meses que la reiteración de este tipo de averías podría revelar la existencia de “algún problema estructural” debido al envejecimiento de los sistemas nucleares del reactor que debería abordarse.


La Escala Internacional de Sucesos Nucleares y Radiológicos (Ines) abarca desde el nivel 0 (sin ninguna significación para la seguridad), hasta el 7 (accidente grave). El nivel 1 se considera una “anomalía” sin repercusión ni dentro ni fuera del emplazamiento. En los últimos años se detectó una en Cofrentes (2017) y dos en Almaraz I y II (2015).

Abierta hasta el 2033

A excepción del de Trillo (Guadalajara), el de Vandellós II es el más moderno del parque nuclear español. Se puso en marcha en agosto de 1987, por lo que los 40 años de vida útil para los que fue diseñado expiran en el 2027, aunque el acuerdo firmado por el Gobierno y las compañías eléctricas prevé que se prolongue unos seis años más. El pacto se firmó en el marco del borrador del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) que el Gobierno ha mandado a Bruselas y que prevé alargar unos años la vida de todas las centrales para garantizar el suministro y por falta de medios técnicos y recursos económicos para gestionar un cierre casi simultáneo de los siete reactores que siguen en funcionamiento







.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423






La central nuclear de Chernóbil fue sacudida por una explosión en 1986


¿Es el desastre de Chernobyl el responsable del aumento mundial de las tasas de cáncer? : Is Chernobyl disaster to blame for global rise in cancer rates? Author alleges shock cover

El autor alega la cobertura de choque

La lluvia radiactiva procedente de la central nuclear de Chernobyl podrían ser responsables del aumento mundial de los cánceres y las enfermedades, según un nuevo y aterrador libro.

La historiadora estadounidense Kate Brown ha estado investigando el impacto de la radiación de la peor catástrofe nuclear de la historia del mundo y afirma que el número real de muertos ha sido cubierto deliberadamente por organizaciones con intereses creados. Afirma que los científicos unieron sus fuerzas con la ONU, la Cruz Roja y la Organización Mundial de la Salud para ocultar pruebas de cientos de miles de personas que han muerto como resultado de la explosión nuclear de 1986 en lo que hoy es Ucrania.

En su momento, los científicos estuvieron de acuerdo y subestimaron que el accidente causaría alrededor de 200 muertes en 80 años.

Pero en su libro, Manual For Survival: A Chernobyl Guide To The Future, afirma: "Científicos internacionales suprimieron la evidencia de una epidemia de cáncer entre los niños."

Cancer Research UK reconoció que los índices de la enfermedad estaban aumentando, pero dijo que esta guerra se debía en gran medida a que la gente vivía más tiempo, junto con el aumento del consumo de carnes rojas y procesadas, el aumento de la obesidad en el oeste y una cultura de tomar el sol y las tumbonas eran los principales responsables.

Una de cada dos personas tiene ahora más probabilidades de desarrollar la enfermedad que las estimaciones anteriores de una de cada tres.



Los dolientes cuidan las tumbas de sus familiares en un cementerio cerca del lugar de la explosión.


La Sra. Brown cree que el aumento del cáncer puede estar relacionado con Chernóbil, mientras que los gobiernos y los jefes de la industria nuclear han eludido la responsabilidad.

Ella dijo: "Minimizar tanto el número de muertes hasta ahora como las consecuencias sanitarias del desastre de Chernóbil proporcionó cobertura a las potencias nucleares para eludir demandas e incómodas investigaciones en la década de 1990".

Critica a muchos altos cargos, tanto del pasado como del presente, por no admitir que la radiación nuclear es realmente venenosa y que, por lo tanto, no proporciona la protección o el apoyo adecuados a las personas que todavía pueden verse afectadas.

Su libro detalla cómo el umbral para la cantidad de radiación legalmente permitida en los productos exportados para el consumo en los Estados Unidos es sorprendentemente alto y podría ser peligroso.



La lluvia radiactiva de la explosión de Chernobyl podría ser la causa del aumento de las tasas de cáncer


También describe lo que los trabajadores de la planta nuclear y los residentes locales vieron y experimentaron cuando la explosión atravesó la central eléctrica.

Revela cómo los médicos soviéticos aconsejaron a los trabajadores que limpiaban el lugar devastado que bebieran vodka durante todo el día porque afirmaban que estimularía el hígado y limpiaría el cuerpo de radiación.

La Sra. Brown realizó su investigación durante cuatro años y se basó en 27 archivos de información de Europa, los Estados Unidos y la antigua Unión Soviética.


Considera que la muerte real que se ha contado podría llegar a los 150.000 en Ucrania en los últimos tres decenios.

Concluye pidiendo que se vuelva a evaluar el impacto de la radiación nuclear en la salud humana y los hechos y cifras que rodean a Chernóbil.









.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423




Problemas en la fusión nuclear, riesgos de radiación - algunos residuos activos, intermitencia: Problems in nuclear fusion, radiation risks – some active wastes, intermittency


Fusión- algunos temas nuevos http://newrenewextra.blogspot.com/2019/06/fusion-some-new-issues.html-3-3

19 de junio,
Las energías renovables están funcionando muy bien en estos días, con costos a la baja, pero algunos dicen que también necesitaremos otras opciones no fósiles para responder al cambio climático. La fisión nuclear es una de ellas, pero está teniendo problemas, está demostrando ser costosa y, según algunos, arriesgada. Algunos esperan que la nueva tecnología mejore su suerte, pero para otros la gran esperanza es que, en algún momento en el futuro, la fusión nuclear estará disponible y evitará los problemas a los que se enfrenta la fisión.

Se suele afirmar que la fusión será más limpia y segura, sin productos de fisión que almacenar y sin riesgos de derretimiento del núcleo. Además, al utilizar isótopos de hidrógeno (deuterio y tritio), que son relativamente fáciles de obtener (deuterio a partir de agua de mar, tritio a partir de litio), la fusión puede proporcionar energía de forma más o menos indefinida en un futuro lejano. Puede que no sea un recurso renovado, pero es grande. Una emocionante solución de alta tecnología - que podría, según algunos, estar disponible pronto!

Sin embargo, la realidad es un poco más compleja, con problemas en cada etapa del proceso de combustible a energía y mucho más trabajo por hacer. En términos de combustible, se necesita energía para extraer deuterio del agua, y las reservas de litio, aunque relativamente grandes, pueden estar cada vez más agotadas dada la creciente demanda de baterías de iones de litio para vehículos eléctricos. En términos de operación de la planta de fusión, habrá riesgos de exposición a la radiación y la posibilidad de liberación accidental de materiales activos - el tritio tiene una vida media de 12,3 años, y el agua tritizada puede ser un peligro importante para la salud. Dependiendo del sistema de fusión utilizado, también habrá algunos residuos activos con los que tratar - los componentes y las estructuras de contención se activarán por los altos flujos de radiación y tendrán que ser eliminados regularmente. Serán menos duraderos que los residuos de fisión, pero siguen siendo un problema.

En términos más generales, está el tema de la operación de la planta en términos de energía. Aún es pronto, ya que sólo tenemos experiencia con pequeños proyectos de pruebas de prototipos, como el JET en Culham, y no tenemos planes detallados para las centrales eléctricas a gran escala. Sin embargo, parece probable que las plantas no funcionen continuamente, sino en forma de legumbres. Una vez terminado, y totalmente puesto en servicio (¿tal vez para 2030?), se espera que el proyecto ITER de 500 MW, con una potencia nominal de 15.000 millones de euros, que se está construyendo en el sur de Francia, genere energía en ráfagas de hasta 10 minutos, y durante un máximo de 1 hora. La DEMO más grande propuesta para el seguimiento (¿en los años 2040?) también se ejecuta de forma deliberada sólo en ráfagas, pero de 2 a 4 horas.

Una de las consecuencias de esta generación intermitente es que los reactores de fusión a escala comercial, cuando y donde surjan, pueden utilizarse no para generar energía continua con carga de base, sino para producir hidrógeno en modo discontinuo. Se puede utilizar como combustible almacenable para calefacción o convertirse en varios combustibles sintéticos para uso vehicular. Por lo tanto, es posible que la fusión se centre en estos mercados más lucrativos en lugar de tratar de competir en el mercado de la electricidad, que es muy restringido.

Existen otros enfoques de la fusión que podrían ofrecer otras opciones de poder. El sistema de'ignición' por láser de los EE.UU. tiene sus ventiladores. Ciertamente, algunos ven el enfoque de'confinamiento inercial', con pequeñas pastillas de combustible comprimidas, usando múltiples rayos láser enfocados, para alcanzar las condiciones de fusión, como una victoria sobre los sistemas de plasma de constricción magnética Tokomak como el ITER. Veremos, con Google incluso entrando en el campo, que ofrece electrónica avanzada. Alemania, Japón, Corea del Sur y China también están en el juego, al igual que Rusia, que es de donde proviene el diseño original del Tokomak. Las esperanzas nacionales del Reino Unido descansan en el Tokomak esférico de MAST en Culham y sus derivados como el ST40.

Es probable que pocas de estas tecnologías funcionen a gran escala antes de los años 2030 o incluso 2040, pero algunos afirman que pueden estar listas antes. En 2014, Lockheed sorprendió a todo el mundo al afirmar que para su programa de "fusión compacta" se proponía un "prototipo en 5 años, productos de defensa en 10, energía limpia para el mundo en 20 años". Podemos ver, pero por el momento todo parece bastante especulativo y a largo plazo. Algunos de los rivales pueden llegar más rápido, pero, incluso suponiendo que todo vaya según lo previsto, no se considera probable que un seguimiento a escala comercial de ITER esté disponible para alimentar la red eléctrica hasta después de 2050.

Es posible que se produzcan avances en la fusión láser a pequeña escala o en algunos de ellos, y algunos informes parecen sugerir un éxito inminente (o al menos un resultado positivo sostenido para 2024), pero, por el momento, existen los aspectos prácticos del enfoque Tokomak a gran escala que está desarrollando el ITER para hacer frente a esta situación. Algunas de las cuestiones son bastante preocupantes. Los altos flujos de radiación presentarán algunos problemas de seguridad operacional. De hecho, un documento reciente de Nature ha advertido que hasta ahora no se había prestado suficiente atención a la seguridad.

Comparó el actual proyecto ITER de 500 MW con el hipotético proyecto de seguimiento a escala comercial DEMO, que tal vez se desarrollaría en los años 2040/50. En el ITER, dijo, el riesgo de exposición a la radiación proviene de los neutrones de fusión emitidos por el plasma, de la radiación emitida por componentes activados por neutrones, de los rayos X emitidos por algunos generadores de calor y de corriente, y de la radiación β emitida por el tritio. DEMO, tendría un rango similar de radiación, siendo la principal diferencia el tamaño de los inventarios de productos radiactivos típicos. Se supone que son los trabajadores los que están más expuestos, pero también puede haber problemas de exposición pública, especialmente si se produce una pérdida importante de contención.

El artículo de Nature dice que se ha calculado que la radiactividad debida a la activación de materiales en un futuro reactor de fusión puede ser tres órdenes de magnitud más que la de un reactor de fisión típico con la misma potencia eléctrica, mientras que la radiactividad total es comparable. Desde este punto de vista, los reactores de fusión pueden ser potencialmente inseguros si no se utilizan materiales de baja activación. Obsérvese que esta conclusión también puede ser aplicable a los conceptos de reactor de fusión más recientes, incluso con materiales de baja activación adoptados. Esto significa que el control de la exposición a la radiación para el diseño y funcionamiento de los reactores de fusión es motivo de preocupación crítica [...] Por lo tanto, deben aplicarse varias disposiciones de protección radiológica, como las barreras de confinamiento, el blindaje contra la radiación y el control de acceso, a fin de cumplir los límites de dosis públicas máximas exigidos por el organismo regulador y, al mismo tiempo, mantener las dosis ocupacionales individuales para los trabajadores en el nivel más bajo que pueda alcanzarse razonablemente".

Por último, en DEMO, la actividad de los residuos radiactivos después de 100 años, suponiendo que se utilicen materiales de activación de baja/reducción para el primer material de paredes y estructuras, podría ser entre 20 y 50 veces superior a la del ITER. El mayor inventario de tritio también es importante para la gestión de residuos tritizados. De hecho, esta gran cantidad de residuos radiactivos y, en particular, de residuos triatados, supondrá una gran carga para los vertederos del país en el que se encuentra DEMO".

Parece que hay algunos problemas graves, y el proyecto ITER ha sido objeto de muchas críticas. Los avances siempre son posibles, pero la fusión artificial puede no ser el camino a seguir después de todo! Puede que tengamos que confiar en el reactor de fusión (gratuito) que ya tenemos: el sol. Tal vez una opción más segura. Y una más rápida: ahora tenemos energías renovables en funcionamiento: no tenemos que esperar a que la fusión empiece a ocuparse del cambio climático dentro de unas décadas.






.
 

Galiciaverde

Madmaxista
Desde
29 Abr 2011
Mensajes
16.169
Zanx
58.423



El día que Reino Unido Fue Chernobyl: el incendio del reactor nuclear para construir una bomba atómica
: El día que Reino Unido fue Chernobyl: el incendio del reactor nuclear para construir una bomba atómica

Miguel Jorge


Por su gravedad, lo ocurrido en la planta de Chernobyl ocupa el primer puesto en la Escala Internacional de Accidentes Nucleares. A este desastre le sigue lo ocurrido en la planta nuclear de Fukushima y en Kyshtym. Tras ellos, el peor accidente nuclear en la historia de Reino Unido: el incendio de Windscale.

Existen muchos paralelismo con lo ocurrido en Gran Bretaña y lo ocurrido casi a la misma vez en la antigua Unión Soviética. Como contamos hace un tiempo, el desastre de Kystym vino precedido por el contexto del final de la Segunda Guerra Mundial.

Para los soviéticos, se trataba de cortar la brecha en la tecnología armamentística, razón por la que la URSS encargó un extenso complejo de producción de plutonio en las montañas del sur de los Urales. De forma clandestina, Mayak Combine debía operar en lo que más tarde se iba a convertir en Chelyabinsk 40. En unos pocos años, los nuevos reactores nucleares estaban bombeando plutonio para alimentar las primeras armas atómicas de la Unión Soviética.



Imagen: Mapa del Rastro Radiactivo del Este de los Urales (Wikimedia Commons/ CC BY-SA 3.0)


Debido a las prisas por comenzar la producción, los ingenieros soviéticos no tuvieron tiempo para establecer procedimientos adecuados en el manejo de los desechos, por lo que la mayoría de los subproductos se trataron diluyéndolos en agua y arrojando el efluente al río Techa.

¿Qué ocurrió? En 1957, varios depósitos de material altamente radioactivo explotaron, contaminando un área enorme en lo que se conoció como el desastre de Kyshtym, el tercer caso de contaminación nuclear más grave de la historia solo por detrás de Fukushima y Chernobyl.

Desgraciadamente, en el continente europeo estaba teniendo lugar una historia similar no muy lejos de allí. Hasta que Chernobyl explotó en 1986, el incendio que devastó el reactor de uranio en Windscale en octubre de 1957 fue el desastre nuclear más terrible de Europa.



La bomba atómica británica




El diseño del reactor número 1 de WindscaleImagen: HereToHelp (CC BY-SA 4.0)



Durante la Segunda Guerra Mundial, el Proyecto Manhattan como defensa contra la Alemania nazi encendió la participación del Reino Unido en la fisión nuclear como arma militar.

El famoso proyecto fue un esfuerzo de colaboración entre Estados Unidos, Reino Unido y Canadá. Sin embargo, cuando terminó la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos cerró su programa de armas nucleares al resto de países.

Por esta razón, y en un intento por mantener su posición como potencia mundial, Reino Unido aceleró su investigación y tecnología para construir su propio proyecto de armas nucleares, en esencia, la idea era crear la primera bomba atómica británica.

La construcción se llevó a cabo a una velocidad vertiginosa cuando los líderes políticos presionaron a los científicos para que completaran el proyecto en tiempo récord. Así, en un espacio de cuatro años, se construyeron dos pilas (reactores) Windscale en Cumbria, Nueva Inglaterra.




Imagen: Diagrama esquemático del reactor (Wikimedia Commons)



Cada pila se albergaba por separado en grandes edificios de hormigón separados en Sellafield, una antigua fábrica de artillería de la Segunda Guerra Mundial. Además, cada uno fue alimentado por 180 toneladas de uranio metálico. Los reactores fabricaron el plutonio utilizado para las armas nucleares, así como el polonio y el tritio utilizados como activadores de la fisión.

Los reactores de fisión tenían una configuración enfriada por aire que permitía a cada uno agotar su exceso de calor a través de una chimenea extremadamente alta. El tipo de reactor como los de Windscale crean plutonio al bombardear el isótopo más común del uranio (uranio-238) con neutrones. De esta forma, cualquier átomo de uranio que absorba un neutrón se convierte brevemente en uranio-239, un elemento inestable que se descompone rápidamente en neptunio-239.

Con una vida media de solo 2.300 días, este elemento también decae muy pronto, resultando entonces en el plutonio-239 deseado.

Más datos sobre los reactores británicos. Ambos estaban fuertemente protegidos, compuestos por una pila de ladrillos de grafito enormes. Una serie de perforaciones verticales a través de estos bloques actuaban como canales para las barras de control del reactor que se usaron para absorber los neutrones sueltos y, por tanto, gobernar la tasa de fisión.

Cientos de canales horizontales se tallaron en los bloques en un patrón octagonal con la idea de insertar recipientes repletos de cualquier sustancia que los científicos e investigadores deseaban bombardear con neutrones. Muchos de ellos contenían uranio para convertirlo en plutonio, pero otros eran cartuchos de isótopos especiales para producir radioisótopos.

Los botes se colocaron en su lugar a través de la parte frontal del reactor, y una vez que los neutrones hacían su trabajo y convertían una buena parte del uranio metálico en plutonio, eran expulsados a través de la parte posterior hacia un conducto de agua para el enfriamiento.





El propio reactor se enfriaba por medio de un conducto de aire impulsado por un ventilador que forzaba el aire sobre el núcleo del reactor y las pilas de descarga. Como modificación de último hora, y con un gran esfuerzo y gasto de por medio, se agregó un sistema de filtrado a la parte superior de cada chimenea, filtros que entramaban una gran dificultad de ingeniería y un valor cuestionable, pero que resultarían claves para que el incendio que iba a tener lugar no llegara a cotas más terribles.

En cualquier caso, como resultado de estos esfuerzos Gran Bretaña pudo explotar sus propias bombas atómicas en 1952. El Reino Unido se convirtió en una potencia nuclear y se ganó un asiento permanente en el consejo de seguridad de la ONU gracias a sus ingenieros y científicos nucleares.

Sin embargo, el éxito tuvo un precio terrible. Los científicos no tuvieron tiempo de pensar en los desechos producidos por su programa de bombas atómicas, un punto que demostró claramente otro edificio del legado de Sellafield, el denominado B41.

Hoy todavía almacena el revestimiento de aluminio para las barras de combustible de uranio que se quemaron dentro de las Pilas 1 y 2. Ese aluminio planteaba serios problemas de eliminación cuando se retiró, en un estado altamente radioactivo, de los dos reactores a medida que se retiraba su combustible y se extraía su plutonio.



SellafieldImagen: Ben Brooksbank (CC BY-SA 2.0)


Otro de los problemas que se dio tuvo que ver con lo que se conoce como efecto Wigner. Durante la construcción de la planta nadie cayó en la cuenta de que el grafito sometido a un bombardeo de neutrones tiende a almacenar la energía Wigner dentro de su estructura. Y si no se controla, el grafito tiene una tendencia a liberar espontáneamente dicha energía acumulada en un poderoso estallido de calor.

¿Qué hicieron? Para combatir la acumulación de energía Wigner activaron un proceso mediante el que se permitió que la energía acumulada escapara al calentar los ladrillos de grafito a más de 250 grados centígrados. La razón se debe a que a tales temperaturas la estructura del grafito se expande lo suficiente como para permitir que las moléculas desplazadas vuelvan a su lugar y liberen su energía almacenada gradualmente, produciendo así una liberación uniforme que luego se extiende por todo el núcleo. Ese proceso es el tratamiento térmico que se denomina como recocido


Un proceso que se ejecutaba cada pocos meses, siempre mientras el reactor estaba cargado al completo con sus más de 30.000 botes de uranio metálico.

Este proceso, a priori una idea genial que lograba evitar la acumulación excesiva de energía Wigner, supuso un problema indetectable para los operarios e ingenieros: dado que los reactores no fueron diseñados para tener en cuenta el proceso, el equipo de monitoreo tendió a proporcionar retroalimentación engañosa a los operadores del reactor. Dicho de otra forma, los ciclos de recocido que se realizaban cada X meses eran impredecibles, liberando energía acumulada a temperaturas que variaban de una instancia a otra.

Así llegamos al año del incendio. En 1957, los operadores modificaron sus procedimientos para exigir un recocido cada 40.000 megavatios al día en lugar de cada 30.000. Un paso adoptado por la energía Wigner excesiva que permanecía en las pilas de grafito entre los ciclos.


El peor accidente nuclear de Gran Bretaña

El 7 de octubre de 1957, los operadores de la Pila 1 comenzaron lo que sería su ciclo de recocido final. Después del calentamiento inicial del núcleo del reactor, las barras de control se reinsertaron para ralentizar el proceso de fisión y permitir que el reactor se enfríe.

Sin embargo, los monitores de temperatura indicaron una disminución prematura de la temperatura en el núcleo, lo que llevó a los operadores a creer que el recocido no se había iniciado con éxito. Sin saberlo los trabajadores, las lecturas que producían sus equipos eran inexactas debido a una combinación de instrumentos colocados incorrectamente y una distribución de calor desigual causada por focos de energía Wigner más altos de lo normal.

Esta reacción en cadena produjo que, sobre la base de una información engañosa, los operadores tomaran una decisión que iba a resultar decisiva: reiniciaron el proceso de recocido calentando el reactor una vez más.

¿Qué ocurrió? Que cuando se retiraron las barras de control para permitir que aumentaran las reacciones de fisión, la temperatura dentro de la pila de grafito aumentó a niveles peligrosos. El calor llegó a ser tan extremo dentro del núcleo que uno de los recipientes que contenían isótopos de uranio o magnesio/litio se rompió, derramando todo su contenido y provocando la oxidación.


Los bloques de grafito, una sustancia que no puede arder en el aire, excepto en condiciones extremas, comenzaron a arder. Para día 10 de ese mes, tres días después del ciclo del recocido iniciado, los operadores sintieron que algo andaba mal cuando algunos instrumentos indicaron que la temperatura central no estaba bajando lentamente como se esperaba, sino que en realidad aumentaba.


Imagen: Planta de Windscale (AP)


Los peores presagios llegaron cuando los operadores se dieron cuenta de que las agujas estaban clavadas en los medidores de radiación en la parte superior de las pilas de descarga.

La realidad era que el reactor uno llevaba casi cuarenta y ocho horas en llamas. Las celdas de combustible de uranio se habían disparado con el incendio alcanzando los 1.300 C y los trabajadores comenzaron una lucha contrarreloj por detener a toda costa la explosión de toda la instalación.

Para ello, los hombres que llevaban trajes de radiación utilizaron tuberías de andamios con las que intentar empujar las barras de combustible que ardían fuera del reactor de grafito. Los altos niveles de radiación significaban que solo podían pasar unas pocas horas en el reactor, así que decidieron buscar más voluntarios en los alrededores.



Imagen: La planta en 1962 (AP)


El agua no logró apagar el incendio y éste solo se extinguió cuando los operadores cerraron el aire en la sala del reactor. Los hombres intentaron encender los ventiladores de enfriamiento a plena potencia para purgar el calor, pero el oxígeno proporcionado por el esfuerzo solo alimentó el fuego más y más.

Se adoptó una medida extrema: tomaron prestadas veinticinco toneladas métricas de dióxido de carbono líquido de los reactores de la estación vecina Calder Hall, recientemente construidos y enfriados con gas. Se equipó el equipo para entregar el dióxido de carbono, pero el calor del fuego fue tan intenso que el oxígeno se liberó de los átomos de carbono al contacto, alimentando el incendio a una intensidad renovada.

Tras 24 horas, el fuego dentro del reactor finalmente se extinguió, pero el espectacular incendio se mantuvo quemando durante tres días y se liberaron y extendieron importantes cantidades de material radioactivo, especialmente el yodo-131, en todo Reino Unido y parte de Europa.

De hecho, se estima que alrededor de 240 casos de cáncer de tiroides fueron causados directamente por la fuga radioactiva, y toda la leche producida en las granjas dentro de 800 km2 de la zona fue vertida al mar durante un mes después del incendio como medida de prevención ante una posible contaminación de Iodine-131.


A diferencia de Chernobyl (se estima que el material radioactivo que se escapó fue 1.000 veces menor) o Fukushima, no causó ninguna muerte o lesión inmediata a ningún miembro del personal del reactor o miembros de la comunidad circundante. Se determinó que la cantidad de radiación dañina habría sido mucho mayor si no fuera por los filtros instalados a última hora sobre las dos chimeneas de más de 100 metros de altura (en vez de en su base).




Sin embargo, el incendio de Windscale se mantiene en el cuarto puesto (nivel 5) de esa temible lista de la Escala Internacional de Accidentes. De hecho, la Pila 1 todavía contiene aproximadamente quince toneladas de uranio cálido y altamente radioactivo, y no se espera que la limpieza termine hasta el año 2070.

Al igual que en el desastre de Kyshtym de la antigua Unión Soviética, el trasfondo de la construcción de las torres fue el resultado de la rápida y accidentada escalada en la carrera de armamentos nucleares de la Guerra Fría de los años cincuenta. La velocidad era esencial por desarrollar armas nucleares y el gobierno del Reino Unido quería producir plutonio para armamento y demostrar así que podía seguir el ritmo de sus aliados de Estados Unidos.

[Wikipedia, BBC, The Guardian, Telegraph, Windscale 1957: Anatomy of a Nuclear Accident, The Guardian]





.