Acercándonos al colapso final

Disturbed

Himbersor
Registrado
5 Ene 2017
Mensajes
1.794
Puntuación de reacción
4.888
Acercándonos al colapso final.

Hemos vivido muy bien. Era todo mentira, pero que nos quiten lo bailado.

Desde 1972, el sistema financiero mundial entró en una nueva fase explosiva. La potestad de los BC de emitir tanto dinero como fuera necesario, ha permitido elevar el nivel de vida, salir de la pobreza, mejorar la calidad de los servicios, con un coste oculto, pero continuo. La deuda inició una espiral destructiva, creciendo al principio, poco a poco, para a partir del año 2000, entrar en un círculo vicioso de más y más deuda, para mantener la ficción del crecimiento.

Los BC se han visto obligados a bajar los tipos de interés a cero y como eso no ha sido suficiente, entrar en el terreno surrealista de los tipos negativos. Ni aún asi, la economía se ha recuperado y en un paso adelante, empezaron a fabricar grandes cantidades de dinero, entregadas a la sociedad, para mantener la apariencia de tener todo bajo control. Como ni ha sido suficiente, el episodio del coronavirus ha puesto en apuros a los BC, concluyendo la FED con una declaración histórica en Marzo de 2020, por lacual, la QE, la inyección masiva de dinero, pasaba a ser infinita.

En los últimos meses, otros dos acontecimientos han puesto sobre el tapete otra vuelta de tuerca adicional. La Unión Europea acepta mutualizar la deuda por primera vez (un eufemismo sobre los eurobonos, para rescatar las economías de la crisis provocada por el coronavirus) y la FED ha admitido que la inflación podrá crecer por encima del 2%, sin elevar los tipos de interés, para evitar el colapso de las cuentas públicas y privadas, incapaces de pagar los intereses asociados a tipos más altos.

La inflación medida por las autoridades, sigue muy baja, pero todos sabemos que la inflación reales mucho más alta. Los parámetros de medición han ido cambiando convenientemente y si midiéramos la inflación con los controles de 1980, la inflación sería bastante más alta. Si, en 1980 no se compraban ordenadores y móviles, pero la inflación real debe estar en un punto entre lo medido ahora oficialmente y lo medido con las normas de 1980, en cualquier caso, superior a la inflación que marcan las estadísticas actuales.
LLegados a este punto sabemos algunas cosas, aunque no se mencionen en las políticas de los BC.

1º) La deuda total es demasiado alta y sigue en aumento. Solo es un ejemplo de la oficina de presupuestos americana, pero es evidente que ya no ocultan que l deuda seguirá creciendo exponencialmente.



2º) Los tipos de interés no pueden subir mientras la deuda siga tan alta. Todos los presupuestos de cada país endeudado, saltarían por los aires si los tipos suben solo unos pocos puntos.

El BCE bajó hace años los tipos a cero (incluso negativos). A pesar de la fuerte recuperación del PIB de la Unión europea (recordar España creciendo por encima del 3% durante años), los tipos han seguido inalterablemente bajos.



En los mercados emergentes estamos asistiendo a un desplome brutal de los tipos, como no se había visto nunca.



3º) El crecimiento depende del aumento de deuda. Sin mayor deuda, no hay crecimiento.



4º) Los BC cada vez necesitan inyectar más dinero para mantener estable la economía.

5º) El incremento de la masa monetaria se ha vuelto absolutamente incontrolable. Este gráfico nos muestra una situación que no es puntual, debido a un cisne negro como el coronavirus, sino que es un proceso largo , con fases de aceleración, pero con una tendencia clara. La aceleración final es la culminación de muchos años y no tiene vuelta atrás.



6º) Es cuestión de tiempo, que tras las políticas de los BC, la velocidad de circulación del dinero, que permanece bajo mínimos, comience a subir.

Este descenso en la velocidad del dinero es lo que nos ha salvado desde 1998 y ha permitido (sin efectos colaterales) el descenso de los tipos de interés.



7º). Con la cantidad de dinero en circulación, en el momento en que la velocidad de circulación del dinero, comience a aumentar, la inflación será imparable. ¿Y cuando subirá?. Desde el momento en que los BC entreguen dinero a la gente, de forma directa, como los cheques de Trump, el ingreso mínimo vital o la Renta Básica Universal.

8º) Una inflación imparable, ata de pies y manos a los BC, y provoca la explosión del sistema financiero mundial.

9º). Los olvidados países emergentes son los que peor llevan la crisis del coronavirus. No tienen BC poderosos, que facilitan dólares o euros para la recuperación (con una posible devaluación de su divisa como sucede en Turquía) y los disturbios sociales pueden hacer saltar una revolución.

Emerging Markets Face Instability As COVID Fuels Unrest



Además el ritmo de salidas de capital ha sido impresionante, mucho mayor que en el 2008.
Países emergentes: la economía se derrumba ante las múltiples consecuencias del Covid-19 - RankiaPro



10º). Siendo desastrosos todos los puntos anteriores, no hemos visto lo peor.
El pico del petróleo se produjo en Noviembre de 2018 (pendiente de confirmar en los próximos años, por supuesto).



Con las reservas de petróleo conocidas, sería posible aumentar la producción de nuevo, si (y el condicional es muy importante) se invierte lo suficiente. Desgraciadamente desde 2015, las inversiones se han desplomado y en 2020, se han vuelto a hundir.


Afortunadamente (quien lo diría), el coronavirus nos ha salvado de momento. La demanda de petróleo ha caído en picado y no se ha recuperado por completo.



Como consecuencia de la caída en la inversión durante tantos años, en el futuro próximo, la producción de petróleo seguirá una clara senda descendente. El decline de los campos hará su trabajo y al no tener nuevos proyectos, no será posible reponer los barriles perdidos por el decaimiento de los yacimientos. El shale oil ha sostenido la producción en solitario durante los últimos diez años y ahora también se ha hundido. Solo hace falta ver como las plataformas de perforación y los equipos de frac han llegado a mínimos históricos, para comprender que el shale oil no repuntará a corto plazo.



Por lo tanto, si a pesar de todo, superamos la crisis del coronavirus, el balance oferta demanda en el petróleo, causará un desastre en los precios (recordar la inflación de costes en la década de los 70) y volveremos a los problemas comentados de la elevada inflación. La transición renovable está en marcha, pero no puede hacer milagrosa en los próximos tres o cuatro años.

* * * * *

Los BC pueden hacer las rondas que quieran, para suministrar liquidez, cuando un suceso como las guerras comerciales, la crisis de los repos o el coronavirus, amenazan con una crisis final, pero todo tiene un límite. Las subidas del Nasdaq se han vuelto verticales y es posible que veamos fuegos artificiales antes del desastre, pero esa verticalidad nos indica precisamente, que el final está cerca.

Alasdair Mcleod nos avisa en su último artículo, que casi hemos llegado al final. La caída del dólar, la subida del oro y la plata, son los canarios en la mina. Vigilarlos.

Acercándonos al colapso final.
 

EL BRAYAN

Gran Maestre de La Nobilísima Orden de LaCarretera
Registrado
24 Oct 2014
Mensajes
11.128
Puntuación de reacción
31.396
Acercándonos al colapso final.

Hemos vivido muy bien. Era todo mentira, pero que nos quiten lo bailado.

Desde 1972, el sistema financiero mundial entró en una nueva fase explosiva. La potestad de los BC de emitir tanto dinero como fuera necesario, ha permitido elevar el nivel de vida, salir de la pobreza, mejorar la calidad de los servicios, con un coste oculto, pero continuo. La deuda inició una espiral destructiva, creciendo al principio, poco a poco, para a partir del año 2000, entrar en un círculo vicioso de más y más deuda, para mantener la ficción del crecimiento.

Los BC se han visto obligados a bajar los tipos de interés a cero y como eso no ha sido suficiente, entrar en el terreno surrealista de los tipos negativos. Ni aún asi, la economía se ha recuperado y en un paso adelante, empezaron a fabricar grandes cantidades de dinero, entregadas a la sociedad, para mantener la apariencia de tener todo bajo control. Como ni ha sido suficiente, el episodio del coronavirus ha puesto en apuros a los BC, concluyendo la FED con una declaración histórica en Marzo de 2020, por lacual, la QE, la inyección masiva de dinero, pasaba a ser infinita.

En los últimos meses, otros dos acontecimientos han puesto sobre el tapete otra vuelta de tuerca adicional. La Unión Europea acepta mutualizar la deuda por primera vez (un eufemismo sobre los eurobonos, para rescatar las economías de la crisis provocada por el coronavirus) y la FED ha admitido que la inflación podrá crecer por encima del 2%, sin elevar los tipos de interés, para evitar el colapso de las cuentas públicas y privadas, incapaces de pagar los intereses asociados a tipos más altos.

La inflación medida por las autoridades, sigue muy baja, pero todos sabemos que la inflación reales mucho más alta. Los parámetros de medición han ido cambiando convenientemente y si midiéramos la inflación con los controles de 1980, la inflación sería bastante más alta. Si, en 1980 no se compraban ordenadores y móviles, pero la inflación real debe estar en un punto entre lo medido ahora oficialmente y lo medido con las normas de 1980, en cualquier caso, superior a la inflación que marcan las estadísticas actuales.
LLegados a este punto sabemos algunas cosas, aunque no se mencionen en las políticas de los BC.

1º) La deuda total es demasiado alta y sigue en aumento. Solo es un ejemplo de la oficina de presupuestos americana, pero es evidente que ya no ocultan que l deuda seguirá creciendo exponencialmente.



2º) Los tipos de interés no pueden subir mientras la deuda siga tan alta. Todos los presupuestos de cada país endeudado, saltarían por los aires si los tipos suben solo unos pocos puntos.

El BCE bajó hace años los tipos a cero (incluso negativos). A pesar de la fuerte recuperación del PIB de la Unión europea (recordar España creciendo por encima del 3% durante años), los tipos han seguido inalterablemente bajos.



En los mercados emergentes estamos asistiendo a un desplome brutal de los tipos, como no se había visto nunca.



3º) El crecimiento depende del aumento de deuda. Sin mayor deuda, no hay crecimiento.



4º) Los BC cada vez necesitan inyectar más dinero para mantener estable la economía.

5º) El incremento de la masa monetaria se ha vuelto absolutamente incontrolable. Este gráfico nos muestra una situación que no es puntual, debido a un cisne negro como el coronavirus, sino que es un proceso largo , con fases de aceleración, pero con una tendencia clara. La aceleración final es la culminación de muchos años y no tiene vuelta atrás.



6º) Es cuestión de tiempo, que tras las políticas de los BC, la velocidad de circulación del dinero, que permanece bajo mínimos, comience a subir.

Este descenso en la velocidad del dinero es lo que nos ha salvado desde 1998 y ha permitido (sin efectos colaterales) el descenso de los tipos de interés.



7º). Con la cantidad de dinero en circulación, en el momento en que la velocidad de circulación del dinero, comience a aumentar, la inflación será imparable. ¿Y cuando subirá?. Desde el momento en que los BC entreguen dinero a la gente, de forma directa, como los cheques de Trump, el ingreso mínimo vital o la Renta Básica Universal.

8º) Una inflación imparable, ata de pies y manos a los BC, y provoca la explosión del sistema financiero mundial.

9º). Los olvidados países emergentes son los que peor llevan la crisis del coronavirus. No tienen BC poderosos, que facilitan dólares o euros para la recuperación (con una posible devaluación de su divisa como sucede en Turquía) y los disturbios sociales pueden hacer saltar una revolución.

Emerging Markets Face Instability As COVID Fuels Unrest



Además el ritmo de salidas de capital ha sido impresionante, mucho mayor que en el 2008.
Países emergentes: la economía se derrumba ante las múltiples consecuencias del Covid-19 - RankiaPro



10º). Siendo desastrosos todos los puntos anteriores, no hemos visto lo peor.
El pico del petróleo se produjo en Noviembre de 2018 (pendiente de confirmar en los próximos años, por supuesto).



Con las reservas de petróleo conocidas, sería posible aumentar la producción de nuevo, si (y el condicional es muy importante) se invierte lo suficiente. Desgraciadamente desde 2015, las inversiones se han desplomado y en 2020, se han vuelto a hundir.


Afortunadamente (quien lo diría), el coronavirus nos ha salvado de momento. La demanda de petróleo ha caído en picado y no se ha recuperado por completo.



Como consecuencia de la caída en la inversión durante tantos años, en el futuro próximo, la producción de petróleo seguirá una clara senda descendente. El decline de los campos hará su trabajo y al no tener nuevos proyectos, no será posible reponer los barriles perdidos por el decaimiento de los yacimientos. El shale oil ha sostenido la producción en solitario durante los últimos diez años y ahora también se ha hundido. Solo hace falta ver como las plataformas de perforación y los equipos de frac han llegado a mínimos históricos, para comprender que el shale oil no repuntará a corto plazo.



Por lo tanto, si a pesar de todo, superamos la crisis del coronavirus, el balance oferta demanda en el petróleo, causará un desastre en los precios (recordar la inflación de costes en la década de los 70) y volveremos a los problemas comentados de la elevada inflación. La transición renovable está en marcha, pero no puede hacer milagrosa en los próximos tres o cuatro años.

* * * * *

Los BC pueden hacer las rondas que quieran, para suministrar liquidez, cuando un suceso como las guerras comerciales, la crisis de los repos o el coronavirus, amenazan con una crisis final, pero todo tiene un límite. Las subidas del Nasdaq se han vuelto verticales y es posible que veamos fuegos artificiales antes del desastre, pero esa verticalidad nos indica precisamente, que el final está cerca.

Alasdair Mcleod nos avisa en su último artículo, que casi hemos llegado al final. La caída del dólar, la subida del oro y la plata, son los canarios en la mina. Vigilarlos.

Acercándonos al colapso final.
Lástima de rato dedicado a un buen análisis. La realidad es que la economía no sigue patrones de racionalidad alguna,está más que intervenida y monitorizada,que la deuda es papel mojado y que la patada hacia adelante va a ser infinita.
Por cierto ¿ a quien le debemos todo ese dinero ?
 

Glubus

Himbersor
Registrado
9 Ago 2020
Mensajes
782
Puntuación de reacción
1.672
Lo que viene a decir el artículo es que la cosa se va a poner jodida
Eso llevais diciendo desde Marzo y hoy el centro comercial petado de gente comprando ropa de marca. Pero vamos que si, que el próximo mes se acaba el mundo
 

Disturbed

Himbersor
Registrado
5 Ene 2017
Mensajes
1.794
Puntuación de reacción
4.888
Lástima de rato dedicado a un buen análisis. La realidad es que la economía no sigue patrones de racionalidad alguna,está más que intervenida y monitorizada,que la deuda es papel mojado y que la patada hacia adelante va a ser infinita.
Por cierto ¿ a quien le debemos todo ese dinero ?
Si, pero lo que vienen a decir los picoleros es que las materias primas como el petróleo no se pueden imprimir como los billetitos de colores, según ellos hemos chocado ya con los límites físicos y ahora vamos a descender por el lado derecho de la curva de hubbert, esto se traduce en hambre, pobreza y guerras por los recursos menguantes.
 

EL BRAYAN

Gran Maestre de La Nobilísima Orden de LaCarretera
Registrado
24 Oct 2014
Mensajes
11.128
Puntuación de reacción
31.396
Si, pero lo que vienen a decir los picoleros es que las materias primas como el petróleo no se pueden imprimir como los billetitos de colores, según ellos hemos chocado ya con los límites físicos y ahora vamos a descender por el lado derecho de la curva de hubbert, esto se traduce en hambre, pobreza y guerras por los recursos menguantes.
Pues no lo veo tan claro. Hay una inmensa porción del mundo que lleva siglos como en “ la despensa “. Hay zonas inmensas sin explorar/explotar ,y por otro lado,ya se encargarán quien tenga que hacerlo de que no haya hambre,porque eso sí que sería jodido,y además ,incontrolable.
 

Seren

Madmaxista
Registrado
19 Feb 2011
Mensajes
4.886
Puntuación de reacción
5.468
Toda la deuda mundial se va a licuar con inflación, eso es evidentísimo. El tema es cuando va a ocurrir.

Desde 2009 la inflación cayo en picado a la vez que los tipos, y ahí seguimos en minimos históricos.

Tiene que ocurrir un evento que haga saltar por los aires la situación y el dinero se filtre a los ciudadanos.

Los grandes paises perjudicados serán los que tienen la inflacion mas alta.

La eurozona es un gran escollo para que explote el evento mundial, ni mucho menos se ha mutualizado deuda, los eurobonos nunca han llegado, solo se ponen diminutos parches. En mi opinion es la gran culpable de la situacion tan extraña que vivimos de bonos negativos.
 

Disturbed

Himbersor
Registrado
5 Ene 2017
Mensajes
1.794
Puntuación de reacción
4.888
Pues no lo veo tan claro. Hay una inmensa porción del mundo que lleva siglos como en “ la despensa “. Hay zonas inmensas sin explorar/explotar ,y por otro lado,ya se encargarán quien tenga que hacerlo de que no haya hambre,porque eso sí que sería jodido,y además ,incontrolable.
Cada dia mueren de hambre en el mundo unas 24.000 personas, en cuanto a los recursos si fueran tan abundantes no estaríamos explotando petróleos ruinosos como el fracking o las arenas bituminosas.
 

CaraCortada

Madmaxista
Registrado
4 Mar 2010
Mensajes
2.384
Puntuación de reacción
3.863
El que eso escribe es bueno, le llevo leyendo un tiempo y argumenta bien pero en el timing falla porque sino ya hubieramos muerto cienes de veces.
 
  Es duro pedir pero más duro es robar
Por favor, permite que se muestren anuncios en burbuja.info y contribuirás a su supervivencia.